Copa Libertadores: Flamengo eliminó a Barcelona de Guayaquil y habrá final brasilera

Como en enero pasado, la Copa tendrá una definición entre equipos de Brasil; Palmeiras va por la reválida en la final que se jugará en el Centenario.
jueves, 30 de septiembre de 2021 · 00:07

Este 2021 quedará marcado como el año en el que la Copa Libertadores se vistió por completo con los colores de Brasil. En enero pasado, en la definición de la edición 2020 demorada por la pandemia, Palmeiras celebró al ganarle a Santos (1-0). Ocho meses después, habrá otra definición verdeamarelha, porque Flamengo, el campeón de 2019, sentenció la segunda semifinal al ganarle como visitante a Barcelona de Guayaquil por 2-0 (4-0 en el global) y buscará la corona ante Palmeiras, que a su vez apuntará a obtener el bicampeonato.

El goleador de la serie fue el delantero Bruno Henrique, que volvió anotar un doblete a los 18 minutos y luego a los 5 del segundo tiempo en el estadio Monumental de Guayaquil; el zurdo repitió así la dosis que había aportado para el 2-0 de la ida en el Maracaná, y condujo al ‘Mengao’ a la final única que se disputará el 20 de noviembre en el estadio Centenario, en Montevideo.

En aquel primer tiempo, Barcelona había encendido algunos sustos en la vulnerable zaga visitante, pero el arquero Diego Alves fue clave en mantener el cero en su arco. Luego el ‘Mengao’ consolidó su poder ofensivo y apagó con goles cualquier intento del conjunto ‘canario’ para impedir una final brasileña. Así, Flamengo buscará la tercera Copa Libertadores de su historia, con un fresco antecedente en la definición de 2019 que le ganó a River, y otro mucho más lejano: la primera fue hace cuatro décadas, en 1981.

La desventaja inicial obligó al equipo ecuatoriano a buscar descontar desde el comienzo, y para ello recargó los ataques por la derecha con las subidas de Byron Castillo. Del otro lado, el rojinegro se ordenó detrás de la línea de la pelota para liquidar con su letal arma: el contragolpe. Cuando el local supo adueñarse de la posesión y comenzó a activar peligro cerca del área rival, la visita sufrió la baja del zaguero David Luiz por lesión, antes de los diez iniciales.

Al igual que una semana atrás, el eficiente Alves volvió a erigirse en figura, al ahogar al menos tres gritos de gol en la primera etapa, ante remates de Mario Pineida, Leandro Martínez o Gonzalo Mastriani. El canario ecuatoriano perdonó, pero su rival no lo hizo: Willian Arao recuperó en la mitad de la cancha y se la pasó a Everton Ribeiro, que asistió con un pase milimétrico al vacío a Bruno Henrique. Pique al claro, gambeta al arquero Javier Burray y remate suave para el 1-0 visitante en 18 minutos.

El marcador era lapidario para los ecuatorianos, obligados entonces a anotar cuatro goles para remontar la serie. Herido, el local tuvo el empate en los pies de Mario Pineida y el argentino Enmanuel Martínez, pero Alves atajó todo.

El ‘Fla’ comenzó a defenderse con lo que más sabe, el control y la circulación, y cuando se animó puso en apuros a Burray. En el amanecer del segundo tiempo Flamengo confirmó su potencial y clase: elaboró una jugada que registró 13 toques previos hasta reunir a los dos socios del gol inicial, Ribeiro y Bruno Henrique, que sólo debió empujarla al arco vacío para el 2-0. Así se apagó la ilusión del campeón ecuatoriano, que había vencido a rivales como Boca, Santos, Vélez y Fluminense en el fortín guayaquileño. Pero Flamengo mostró su lado intratable. Sigue invicto en 12 partidos en esta copa, con 32 goles a favor y apenas 12 en contra.