SIEMPRE CON UN FINAL IRREVERSIBLE

La UOCRA de zona norte y sur siempre armados: un gremio que resuelve las diferencias a los tiros, o a los golpes

No fue casualidad la tragedia sucedida en el centro Caleta Olivia. En febrero, los disparos también fueron noticia, pero en pleno centro de Río Gallegos, en donde solo la suerte no derivó en muertes. Hace cuatro años la misma facción molió a golpes a estatales y docentes. Un gremio que tanto en zona norte como en zona sur vive armado, y que justifica esta práctica.
sábado, 11 de abril de 2015 · 16:44

 

Los disparos  y los aprietes,  son comunes dentro del gremio de la construcción, por lo que  un muerto en la balaceara de Caleta Olivia en un enfrentamiento con el sindicato de Petroleros, era la consecuencia  obvia  de una organización que tanto en zona norte como en zona sur utiliza la violencia continuamente.

El primer ”aviso”  fue en la propia capital de Santa Cruz, aquel 24 de febrero cuando integrantes de la UOCRA  resolvieron a los disparos  afuera de las oficinas de Petrobrás en donde reclamaban  trabajo- sus diferencia por los subsidios que el gremio reparte a los desocupados.

Literalmente pudo haber sido una tragedia, tanto para los violentos como para la gente que circulaba en un día común y corriente. La policía secuestró  facas, y dos armas calibre 22.

Al día siguiente, Juan Domingo Martínez, secretario General de la UOCRA,  no solo justificó la portación de armas, sino que  informó  como el gremio que comanda  cuenta en sus filas con personas con antecedentes policiales. ”Vos registras una casa acá el 80% tiene armas, en general como un modo de protección. Y están los otros que la usan para delinquir. Entonces no tenemos que ser hipócritas: Es la situación que estamos viviendo”, dijo a TiempoSur.

 "Esta gente nosotros la hemos puesto a trabajar: Por ahí muchas veces uno lo hace para que la gente se reinserte, es una forma de sacarlos de la calle y que no anden  delinquiendo por ahí. Algunos no se han reinsertado, han seguido haciendo macanas: estos son unos de aquellos”, justificó además.

Este 12 de abril,  se cumplirán cuatro  años desde  que Martínez, junto a Carlos Gracia (ex secretario general que falleció en una accidente de tránsito) y cinco integrantes más de la UOCRA golpearon salvajemente  a estatales y docentes en la Ruta 40 en el contexto del conflicto docente, cuanto afiliados  A ate Y ADOSAC panfleteaban la ruta momentos en el cual el gobernador estaba en Rúo Turbio inaugurando obras aquel  del 2.011. La causa – que transitó de forma muy lenta por la justicia- deberían ser elevada a juicio este año.

 

EN ZONA NORTE

Cristina Zalazar, secretario general de UOCRA zona norte cuenta con varias denuncias por aprietes, y sobretodo  por haber disparado en una pierna  al delegado de SITRAIC, Alejandro Lugo, el pasado 19 de enero en Caleta Olivia.  El motivo: la UOCRA impidió (e impide) que los trabajadores  de la construcción se afilien a SITRAIC. Y lo dejan bien claro. Ese día Zalazar "cayó la UOCRA y exigieron a los trabajadores que se desafilien del SITRAIC y ante esto los compañeros nos llamaron porque los amenazaron con que si no lo hacía, les paraban la obra”, contó Lugo. Lo que vino después  fue casi obvio.  Relató que le pidieron  a los integrantes de la UOCRA, liderados por Zalazar que abandonaran el lugar, y luego de discutir, cuando se alejaban de la obra, bajaron la ventanilla de la camioneta Amarok blanca en la cual habían llegado, y Zalazar disparó seis veces contra el obrador. Una bala -solo de milagro-impactó en la pantorrilla derecha de Lugo.

Eso no fue todo. Meses atrás en plena ruta, Luego denuncio que  le tiraron una camioneta  y dispararon contra su vehículo.  Aún con denuncias en su contra- Zalazar comando la ocupación de obradores en los que SITARIC contaba con afiliados.

La impunidad total, sumada a una escalada de violencia que va en ascenso, no pueden más que derivar en tragedia cada vez que hay diferencias o reclamos en el gremio de la construcción. Y el final, es irreversible.   (El Diario Nuevo Día).

Valorar noticia