TRANSPORTE PUBLICO

Trabajadores de Montecristo y el Centro de Estudiantes de la UNPA UARG pidieron solución al conflicto

En el Campus Universitario, realizaron una conferencia de prensa convocada por los trabajadores de Montecristo y la Conducción del Centro de Estudiantes de la UNPA que tuvo como objetivo visibilizar el conflicto y reclamar el pago inmediato de la deuda a los choferes y la reincorporación.
viernes, 26 de febrero de 2016 · 21:49
Alan Kegalj, presidente del Centro de Estudiantes de la UNPA-UARG, expresó: ‘’Como Centro de Estudiantes queremos brindarle todo nuestro apoyo a la lucha que están llevando adelante los trabajadores y expresar públicamente nuestra preocupación respecto a la situación del transporte público. Exigimos que se solucione este problema pero que se lo haga atendiendo al reclamo de los trabajadores’’

Rodrigo Carvallo, delegado de los trabajadores de Montecristo, señaló: ‘’Llevamos 17 días de lucha en los cuales no hemos sido escuchados y donde de ninguna de las partes hemos tenido una propuesta de solución firme. Entendemos que se ha agravado el conflicto, ya que empezamos por una lucha económica y hoy estamos peleando por 21 despidos’’.

Consultado sobre las gestiones con la intendencia expresó ‘’El día viernes hemos tenido el último contacto con la Intendencia donde nos señalaron que mantendrían negociaciones con la empresa. Sabemos que la empresa solo pretende un aumento en los subsidios y un tarifazo. Incluso la gerencia amenazó con retirarse si el municipio no cumple con sus exigencias’’. Respecto a la intervención de otros organismo expresó: ‘’Desde el 10 de febrero a la fecha la Secretaria de Trabajo no ha intervenido a fondo en el conflicto’’.

Martín Acuña, secretario del Centro de Estudiantes de la UNPA-UARG, expresó: ‘’Entendemos que acá hay una crisis de alcance general que afecta a todo el transporte público y donde el principal responsable del conflicto es el poder político. El conflicto de los trabajadores muestra la irresponsabilidad del ejecutivo en controlar a la empresa, ya que han pasado por encima de cualquier reglamentación, incumpliendo acuerdos nacionales. Entendemos que en el actual sistema de transporte tanto los trabajadores como los usuarios son víctimas de la desidia del municipio. Esto lo deja en claro el hecho de que hace 17 días no hay respuesta, al parecer el municipio no ha entendido la gravedad que tiene que tanto los trabajadores como estudiantes no puedan llegar a su lugar de estudio o trabajo. Quieren centrar la expectativa en un discurso inaugural cuando deberían solucionar el problema de las fuentes laborales de los trabajadores y del transporte público de la ciudad’’.

‘’No vamos a aceptar soluciones de tipo taxi-ambulantes, eso sería un paso atrás. Tenemos que defender el transporte público y la forma es como la hacen los choferes, defendiendo sus derechos y como lo hemos hecho en ocasiones anteriores reclamando un servicio de calidad. Esta es una oportunidad para que tanto los trabajadores como los usuarios nos garanticemos condiciones dignas de transporte y de trabajo, lo cual es una responsabilidad propia del Estado’’ agregó.

Consultado respecto a la presentación de medidas cautelares de parte de organizaciones vecinales Jorge Rampone, trabajador de Montecristo, señaló: ‘’Todos estos reclamos que estamos realizando lo hemos hecho en

los lugares correspondientes, en Secretaria de Trabajo a través del gremio, a la empresa, al municipio y no hemos sido escuchados. Tomamos esta medida extrema porque no toleramos más esta situación’’.

‘’La voluntad nuestra es intentar destrabar el conflicto y buscar una solución, recogiendo la solidaridad de los vecinos y de los estudiantes porque todos somos presos de la mala gestión’’ agregó.

‘’Creo que el conflicto ha tardado en solucionarse por la connivencia que hay entre la empresa, el gremio, la Secretaria de Trabajo provincial y el municipio. Nadie da notas, nadie dice nada, nadie se quiere hacer cargo. Nuestro reclamo es el pago de las deudas, la reincorporación de los despidos y el reconocimiento de los días caídos. Nuestros reclamos van a la empresa y es sobre dinero que ya ha recibido a través de subsidios nacionales. Nuestra voluntad es trabajar, pero esta situación es intolerable ya que las irregularidades son totales, tanto en la fecha de cobro como en los propios conceptos que deberíamos recibir’’ finalizó.