“Maxia con el aval de la Municipalidad extorsiona a los usuarios de los colectivos”

Así lo manifestó el concejal de Río Gallegos Martín Medvedosky (FVS) respecto al anuncio de la empresa de que usará la Tarjeta VOY como único medio de cobro. “Quieren obligar a los vecinos a usar esta tarjeta, cuando en realidad la obligatoriedad radica en el uso de la SUBE”, indicó.
jueves, 9 de mayo de 2019 · 18:07

Tras el anuncio de la imposición de la tarjeta VOY de Maxia como único sistema de cobro de boleto para el sistema del transporte público de pasajeros en la ciudad de Río Gallegos, el concejal del FPV Martin Medvedovsky expresó su descontento.

“Quieren obligar a los vecinos a usar esta tarjeta, cuando en realidad la obligatoriedad radica en el uso de la SUBE”, haciendo referencia a la cláusula décimo primera del Contrato que establece que “la concesionaria está obligada a implementar el sistema SUBE, pudiendo contar con otro sistema en simultáneo, siempre y cuando esté autorizado por el municipio”; y también por acuerdo anterior entre la comuna y el Ministerio de Transporte de la Nación, que establece como único medio de pago la tarjeta SUBE.

En este sentido, el concejal remarcó “sabemos que es un servicio necesario, esencial y de inclusión para muchos vecinos de nuestra ciudad, por ende, sostenemos que las modificaciones deberían ser en beneficio de los usuarios en lugar de complicarles la vida cada vez más”.

Por otro lado, en cuanto al uso de la aplicación de seguimiento de los colectivos, Medvedovsky dijo que “quienes quieran activar la aplicación, están obligados a comprar la tarjeta VOY que cuesta $70, un gasto más e innecesario para los vecinos que en su mayoría tienen la SUBE” y agregó “su uso no debe estar condicionado a la compra de una tarjeta, debe ser de libre acceso y compatible con todos los dispositivos electrónicos como teléfonos móviles, tablets, notebooks, PC, entre otras”.

El concejal además se preguntó “qué va a pasar con los jubilados, los ex combatientes de Malvinas, el personal de casas particulares, los estudiantes y todos aquellos beneficiarios de Asignaciones Universales, Becas Progresar, Monotributo Social, Pensiones no Contributivas, a quienes les corresponde un 55% mínimo de descuento y los van a obligar a pagar $25. ¿Quién se hará responsable de los saldos de la tarjeta SUBE?”.

En cuanto al funcionamiento de la empresa en general, Medvedovsky dijo “a siete días del inicio de Maxia, los vecinos siguen padeciendo un servicio de transporte que no cumple con lo determinado en el contrato, ni mucho menos con lo prometido por la empresa, siendo que solo funcionan 12 colectivos de los 22 anunciados, no se respetan las frecuencias, no cuentan con unidades calefaccionadas y adaptadas para personas con movilidad reducida, se los obliga a realizar trasbordos dejándolos a la intemperie por tiempos prolongados y ahora se les sumará un gasto extra para adquirir una innecesaria tarjeta para pagar el boleto".

“La empresa Maxia con el aval de la Municipalidad extorsiona a los vecinos usuarios del transporte público de nuestra ciudad”, finalizó.