Economia

Algunas firmas ya restringen la venta de aceite por el paro en las plantas

Luego de 25 días de conflicto, que sigue sin final feliz, las cadenas de supermercados han implementado acciones para distribuir la poca mercadería que les queda. El puro de girasol es una figurita difícil de conseguir.
sábado, 30 de mayo de 2015 · 13:02

Desde que esta semana se añadió un condimento mayor que recrudeció aún más la situación y es que la Federación de Trabajadores del Complejo Industrial

Oleaginoso, Desmontadores de Algodón y Afines de la República Argentina (Ftciodyara) hizo piquetes ilegales e ilegítimos en una zona en la que no tiene jurisdicción adjudicada legalmente por el Ministerio de Trabajo. Se trata de terminales portuarias y plantas oleaginosas ubicadas en el Gran Rosario donde, según Alcaraz, tiene jurisdicción el sindicato de Aceiteros de San Lorenzo.

A raíz de esto, ya hay faltantes de productos en las góndolas de supermercados en distintas provincias -principalmente líneas completas de aceite girasol. Según Alcaraz, si no se llega a un acuerdo la situación se agravará con el correr de los días. Por otro lado, el vocero de Ciara estimó que el conflicto gremial provocará un costo superior a los U$S 400 Desde algunas de las cadenas de supermercados aseguran que se está agudizando la entrega y la restricción sería una alternativa si el conflicto continúa hasta la semana que viene. Hasta ayer el gremio de los trabajadores aceiteros no llegó a un acuerdo y las negociaciones por las paritarias pasarán para el lunes.

Desde las cadenas de supermercados locales mostraron preocupación por el agravamiento del conflicto, que mantiene paralizadas desde el 4 de mayo a 55 plantas de aceite del país.

Después de más de 25 días de conflicto, supermercados, súper chinos y almacenes de barrio comenzaron a sentir el faltante y fluidez de reposición de aceite. Debido a la falta de entrega, iniciaron procedimientos de emergencia para la comercialización y algunos están aplicando restricciones.

El vocero de la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (Ciara), Andrés Alcaraz, expresó a Los Andes que aún continúan las conversaciones pero todavía no se sabe cómo continuará y si hay posibilidades de que se resuelva en el corto tiempo.

Además, aseguró millones.

Desde una de las grandes cadenas de hipermercados de Argentina, que tiene sucursales en Mendoza, expresaron que están registrando escasez, sobre todo en zonas donde los productos llegan con menor frecuencia, como puede ser el interior del país.

Asimismo, confirmaron que el mayor problema de suministro lo poseen con dos aceiteras: Molinos y Molinos-Cañuelas, donde cada uno de ellos cuenta con dos productos que pertenecen a Precios Cuidados y tienen una alta rotación, por lo que son muy sensibles.

Otra cadena que opera en Mendoza explicó que el escenario se va haciendo cada vez más notorio ya que se puede observar en góndolas que las líneas y cantidades están faltando. "Comenzamos con el aceite de girasol y ahora se está extendiendo a las demás categorías como el caso del aceite mezcla. Estamos a un 50% del abastecimiento normal. Si la semana que viene continúa, notaremos seguramente una crisis mayor”, sentenciaron.

Por otro lado, desde ambas cadenas señalaron que el problema de este producto en particular es más grave -o llega a sentirse con más fuerza- porque el aceite representa una categoría de alta rotación y gran consumo en todo el país. Por lo que admitieron que están dosificando la entrega para que el producto no entre en falta.

No obstante, dijeron que aún no hay carteles en las góndolas con máximos por personas, pero sí sugieren -con anuncios en los pasillos- que no sea más de dos botellas por personas, añadiendo que son compras familiares y no se trata de mayoristas. Además, un vocero de otra cadena, coincidió que aún no hay carteles pero lo que se hace desde gerencia es limitar la compra desde caja. "Si alguien se lleva por ejemplo tres o cuatro aceites, no se le permite”, enfatizó.

Otra medida que han tomado es quitar todas las promociones y espacios especiales de aceite, limitándose a las góndolas donde siempre están ubicados.

En el caso de Átomo, subrayaron que de a poco perciben el bajo abastecimiento en depósito.

Además, el conflicto gremial también está llevando a generar faltantes de algunos productos derivados del aceite, como la mayonesa. Por lo tanto, desde una empresa mendocina, indicaron que aún no es crítico ya que la rotación de esta categoría es baja.

Finalmente, desde la gerencia de otra importante cadena adelantaron que todo esto podría ser aún más preocupante por el paro de camioneros anunciado para el próximo 4 de junio. De este modo, no sólo el aceite podría entrar en falta sino también otros productos.

En base a esto, contaron, se adelantaron a este conflicto reponiendo y recibiendo el doble de mercadería que lo habitual para que en los próximos días no haya problemas. Sin embargo, destacaron "que si el paro de camioneros se extiende, ahí sí estaremos con inconvenientes”.

El lunes, nueva reunión

Las negociaciones de empresarios y trabajadores del sector aceitero concluyeron ayer sin que se arribara a un acuerdo, por lo que las partes volvieron a ser convocadas a un encuentro el lunes a las 16 en el Ministerio de Trabajo, informaron fuentes gremiales.

El mismo lunes 1 de junio, el conflicto podría profundizarse si se tiene en cuenta que la CGT San Lorenzo resolvió un paro total de actividades, que extendería la huelga al sindicato regional, que hasta el momento no adhería a la medida que la Federación viene realizando desde hace 25 días.

El paro de actividades que mantienen los trabajadores aceiteros comenzó a impactar en el precio de la soja a nivel internacional. Los precios de ayer de ese mercado de commodities reflejan los efectos de la caída en la oferta de las plantas argentinas y ha afectado el cumplimiento de los contratos de venta de las empresas aceiteras exportadoras. Agencia DyN