Mendoza

La Justicia federal investiga 4 casos de robo de bebés en San Rafael

lunes, 28 de septiembre de 2015 · 10:25
"Nacidos, robados y vendidos” se titula la campaña que llevan adelante un grupo de mujeres que denuncian sustracción de bebés en centros médicos de San Rafael. El objetivo es pedir la creación de un banco de datos genéticos de Mendoza que ayude en la recuperación de los hijos perdidos, similar al instituido a nivel nacional que ha permitido la recuperación de la identidad a 117 hijos de desaparecidos.

Este sábado juntaron firmas en plaza San Martín para solicitar a la Legislatura la aprobación del "Programa Provincial de Búsqueda Universal de Identidad de Origen y Biológica”. La recolección continuará en la semana en las tardes en el kilómetro cero sanrafaelino.

La idea es almacenar perfiles genético (ADN) de madres o padres denunciantes para compararla con la de personas con dudas de su identidad que quieran conocer su origen.

El tema venía gestándose en silencio pero irrumpió con fuerza en la opinión pública local cuando Esther Castañares, una vecina que siempre dudó de que su hija haya muerto en el Schestakow (donde había sido trasladada desde la ex clínica San Roque), se presentó el viernes 18 en el programa "Los Unos y los Otros” de América TV. Y luego se aceleró cuando en el transcurso de la última semana un grupo de mujeres con similares casos, incluido ella, salieron a los medios a exponer sus casos.

La mayoría tienen puntos en común: varias de las denunciantes tuvieron sus hijos en la desaparecida clínica San Roque, les dijeron que sus hijos murieron al nacer o a los días, previamente había sido trasladados a otro centro médico, se les negó ver los cuerpos, hubo documentación insuficiente o inexistente, entre las principales irregularidades.

Algunas llevaron el caso a la Justicia y, según la información a la que accedió UNO San Rafael, en la Fiscalía Federal local hay cuatro causas abiertas por "supresión y sustitución de identidad”. Se considera un "delito continuado”, es decir que mientras la persona robada o apropiada ilegalmente no se entere de su situación, no comienza a correr el plazo de prescripción, por lo que continúa vigente, se puede investigar y condenar a los responsables del delito.Un caso

Elena Beatriz Chari Zapata es una de las impulsoras de la campaña en San Rafael y también denuncia el robo de su hija Graciela Beatriz Inostrosa, nacida el 26 de abril de 1980 en la clínica San Roque.

Su caso está plagado de situaciones irregulares. Contó que la escuchó llorar al nacer pero no se la mostraron porque, según le dijeron, había tragado líquido amniótico, luego una enfermera la envolvió en una pañoleta y, en un hecho muy inusual, le pidió al entonces marido de Elena que la trasladara a la clínica Central, en calle Buenos Aires, porque allí supuestamente había incubadoras, pero después se determinó que no tenían esos equipos.

El hombre la llevó en su auto particular a ese lugar, pero en las dos ocasiones posteriores que fue a visitar a su beba no se la dejaron ver. Al día siguiente le comunicaron que había fallecido.

"Durante mucho tiempo tuve miedo y me reprimía, pero siempre la busqué en imágenes de otras chicas, yo miraba a mis otras hijas y comparaba con otras nenas. Así fue pasando los años y en 2013 me decidí a armar mi historia y se la presenté al fiscal federal de entonces, empezó la investigación y descubrió que la beba supuestamente muerta ni siquiera había entrado al cementerio, allí no hay ningún registro”, añadió Elena.

Quien desee contactarse con ella o el grupo, puede comunicarse al celular 2604-627998, al correo exxkvidabu@gmail.com o buscar en Facebook "Elena Beatriz Zapata de Quiroga”.

Otras Noticias