Por la crisis, los fabricantes de celulares tuvieron su peor año desde 2004

En 2018 se despacharon unos 8,5 millones de aparatos contra los 7,4 millones de hace 14 años. Pero entonces la base de usuarios era significativamente menor.
miércoles, 09 de enero de 2019 · 13:28

Para los fabricantes de teléfonos celulares, el 2018 fue el peor año en volumen desde el 2004, cuando la base de usuarios era significativamente menor. Se despacharon unos 8,5 millones de aparatos contra los 7,4 millones de hace 14 años.

Las cifras, referidas en el análisis de mercado de la firma del estudio Carrier y Asociados, exhibe que ahora hay unas 44 millones de líneas en uso (luego de la limpieza de líneas no registradas) contra 13,5 millones de aquel entonces.

También el contrabando se vio alcanzado por la macroeconomía y se estima que caerá en 2018 casi un 50% respecto del año anterior, para ubicarse por debajo del 1,4 millones de unidades.

Las condiciones del mercado determinaron que este haya quedado concentrado en Samsung y Motorola, que entre ambos se quedaron con las tres cuartas partes del mercado. LG y Huawei entraron en procesos de reorganización interna luego de alcanzar valores de participación muy por debajo de lo que tuvieron (LG) o de lo esperado (Huawei).

El informe señala además que “el escenario macro impactó mucho en la producción local de Tierra del Fuego, que venía haciendo esfuerzos para bajar sus costos pero que se vieron diluidos por la brusca devaluación. Así, reflotaron las discusiones sobre qué hacer con el régimen promocional de la isla. Por lo pronto, funcionando gracias a las asimetrías fiscales, ni siquiera puede convertirse en una actividad que no dependa exclusivamente del mercado interno”.

“No habrá soluciones definitivas para la isla mientras dependa del fisco y del mercado interno. Con una promoción que está prevista hasta 2023, en caso de querer extenderla es hora de pensar en un esquema que aproveche alguna ventaja natural de la isla y que no dependa del mercado interno. Lo que hoy hay nunca va a dar lugar a una industria saludable, emancipada del favor fiscal”, concluye.

Fuente: Ambito Financiero 

Comentarios

Otras Noticias