Un hombre de 57 años fue detenido, en provincia de Buenos Aires, acusado de distribuir pornografía infantil

La investigación se inició a raíz de una alerta de Interpol Alemania. El detenido reside en la ciudad de General Pacheco.
sábado, 9 de noviembre de 2019 · 21:40

La caída de productores y distribuidores de material sexual con niños y niñas como víctimas a lo largo de la Argentina suele obedecer a un mismo procedimiento: se detecta un patrón de redes sociales y prácticas comunes entre consumidores, y se inicia una investigación en dominó, comenzando en organismos internacionales y vinculándose IP por IP, computadora por computadora, hasta revelar pequeñas redes de pedófilos unidos por gustos, o por casualidad.

Esos mismo pasos se sucedieron uno a otro para que en las últimas horas un hombre de 57 años con domicilio en la ciudad de General Pacheco del partido bonaerense de Tigre, sea arrestado: la Policía Federal lo detuvo acusado de distribuir material pornográfico infantil en redes sociales a través de un dispositivo desde su casa.

El operativo se disparó a partir de una investigación internacional llamada “Operación Zopf”. Desde la Interpol Wiesbaden, la ciudad sede de la Oficina Federal de Investigación Criminal de Alemania, enviaron información a la Argentina sobre un usuario de las redes sociales que había enviado un video de abuso sexual a una menor de edad.

A raíz de ello, la Fiscalía Especializada en Delitos Conexos a la Trata de Personas y Pornografía Infantil de San Isidro libró un oficio judicial para realizar un trabajo de campo y detectar el usuario que había distribuido el material fílmico. De tal manera, personal de la División Delitos Cibernéticos Contra la Niñez y Adolescencia puso en marcha la investigación.

Luego de varios días, los efectivos federales determinaron que el responsable residía en una finca ubicada en la calle Islas Orcadas al 300 de la localidad del norte bonaerense. El Juzgado de Garantías N° 5 del Departamento Judicial de San Isidro, a cargo del doctor Diego Martínez, ordenó el allanamiento a esa propiedad y la detención del acusado.

En el operativo, los agentes de la fuerza secuestraron “una slimcard, una CPU, dos filmadoras, una cámara de fotos digital, dos teléfonos celulares, un módem, un mp3, ocho DVDs, 23 CDs, una notebook y otros elementos de interés para la causa”, según comunicaron fuentes policiales. El hombre quedó a disposición del juzgado del juez Martínez.

Esta semana, la Justicia resolvió un caso paradigmático relacionado al mismo delito. El juez Gonzalo Rúa, titular del Juzgado en lo Penal, Contravencional y de Faltas N° 6, condenó a 10 años de prisión al ex pediatra Ricardo Russo, quien además de poseer y distribuir, produjo videos y fotografías de explotación sexual infantil. La pena significó el monto más duro en la historia judicial argentina en una causa relacionada con contenido que involucra a menores.

Fuente: Infobae