Niegan la ambulancia para traslado a embarazada, que llegó con el bebe muerto a caleta

El caso conmueve al interior provincial y muestra claras falencias de atención en la salud pública, esta vez perjudicando a una pareja que perdió a su bebé en un trágico hecho sucedido días atrás.
lunes, 10 de julio de 2017 · 09:46

El viernes 30 de junio, E.C de 26 años caminaba por el pasaje del aspiyel alrededor de la hora 16, cuando resbalo en la escarcha y se cayó, golpeándose la panza entre otras partes, E. C “estaba” embaraza de 8 semanas por esto decidió ir al Hospital para controlar que nada le pase al bebe.

Una vez en el nosocomio es atendida por la Tocoginecóloga Dra. González Zulma quien le receta, progesterona-una hormona- además le recomienda realizar una ecografía-los turnos para las ecografías se dan los viernes a la mañana-, control por consulta externa y  verbalmente  que si tenía perdidas que vuelva.

El lunes 3, E.C tenía perdidas por lo que se dirigió nuevamente al hospital como le habían dicho, llego a la hora 14 y después de esperar más o menos 2 horas fue atendida por la Dra. Aibar Patricia, quien pide al hospital de Caleta Olivia textual : “Interconsulta URGENTE con Servicio de GINECOLOGIA.

Pcte (paciente) c/ 2 meses de Gestación C/  Ginecorragia (sangrado)   Abundante.

Derivo debido a que no tengo Especialista que evalué  (aparentemente, no está claro la última palabra) GRACIAS”.

URGENTE: “Que necesita ser realizado o solucionado con rapidez  lo antes posible”.

La Dra. Le dijo a la paciente que se traslade a Caleta Olivia lo más rápido posible así la atendían, ante el pedido de si no la podían trasladar en la ambulancia porque no contaba con los medios económicos, la respuesta fue que el móvil era para accidentes en el pueblo o esas clases de urgencia no para “ESOS” traslados.

El hospital tiene según sus directivos una ambulancia activa que es la que está en la guardia y otra ambulancia de pasiva con chófer supuestamente para estos casos, ¿Sino para que esta o para que se pagan guardias pasivas a chóferes?

Y así quedo E.C, tirada en la calle expulsada del hospital, con hemorragia,  sin plata para pagar un colectivo,  con el estrés de no saber qué está pasando adentro de su cuerpo, con el dolor físico, quebrada psicológicamente, vulnerable, impotente, desamparada, frágil, indefensa.

Es la hora 16 más o menos, finalmente E.C con su novio consiguieron que pasadas las 17 un familiar los traslade a Caleta  fue atendida a la hora 18, ya pasaron 4 horas desde que entro a la guardia del hospital de pico truncado, ¿Un poco mucho, no?

En Caleta la tienen en observación mientras preparan todo para hacerle la bendita ecografía, lamentablemente el procedimiento confirmo que él bebe estaba fallecido, minutos después E.C pidió ir al baño donde  lo expulso de forma natural, mientras lloraba su novio y la hermana fueron a buscar un medico quien les dijo a los 3, “Que dejen eso ahí y que tiren la cadena” en definitiva ese fue el entierro simbólico del bebe.

Horas después le dieron el alta, así sin más, se ejerció sobre esta chica una “Violencia Institucional” pocas veces  contada, toda la cadena sanitaria se comportó de forma BRUTAL, INHUMANA, CRUEL Y PERVERSA.

¿Hubiera cambiado algo el resultado final si la trasladaban a Caleta en ambulancia?

En el peor de los casos no, pero ese no es el punto, el punto es que cualquier persona que entra al hospital es responsabilidad del estado y este tiene la obligación de brindar todos los recursos humanos y técnicos, en pos del bien superior que es la vida.

Lo de el medico de caleta no merece comentarios, merece insultos.

Este no es el primer episodio de la doctora Aibar, recordemos que ella estaba de guardia cuando llego una mujer embarazada que no es atendida porque estaban limpiando, el resultado fue que la mujer sufrió un aborto espontaneo en el baño del hospital, él bebe termino cayendo en el inodoro y muriendo 2 días en el hospital de caleta Olivia. (Truncado Informa)