Indagaron en Caleta a dos Suboficiales de PNA que integraban banda delictiva con barras bravas

Personal de jerarquía (2 individuos) de la Prefectura Naval Argentina que conformaban una banda delictiva junto a integrantes de la barra brava del Club Atlético Tigre.
sábado, 1 de diciembre de 2018 · 13:05

En la jornada del viernes fueron indagados en el Juzgado Federal que tiene a su cargo la Jueza Marta Yañez. 

Arribaron desde Buenos Aries en una trafic seguida por vehículos de soporte, fuertemente custodiados por componentes del grupo Albatros, que es el cuerpo de élite de la misma institución naval.

Fuentes confiables revelaron que ascenderían a por lo menos seis los prefectos que están involucrados en varios hechos delictivos que tienen que ver con el narcotráfico, asaltos a mano armada, extorsión e incluso un reciente y presunto secuestro de una joven en una localidad bonaerense.

Inicialmente todos los prefectos con grados de suboficiales estaban radicados en el Gran Buenos Aires pero hace pocos meses uno de ellos fue trasladado a la Prefectura de San Julián y aparentemente fue denunciado por un vecino por venta de drogas.

La investigación del caso fue ordenada por el Juzgado Federal de Caleta Olivia a cargo de Marta Yáñez y de esta manera se fue descubriendo que el mismo integraba una banda delictiva con varios camaradas e integrantes de la barra brava de Tigre, algo que se habría corroborado con escuchas telefónicas.

A raíz de ello se libró una orden de captura para el suboficial que estaba destinado en San Julián y otros dos en Buenos Aires, cuyos nombres no se dieron a conocer, pero existen firmes sospechas que otros tres también están involucrados, pero sobre ellos y sobre algún barrabrava aún no se emitieron órdenes de arresto.

CAMBIA LA COMPETENCIA

Todos los detenidos habían quedado resguardados en dependencias prefecturianas de Buenos Aires (incluso se trasladó hacia esa metrópoli al de San Julián), pero solo dos fueron traídos ayer por vía terrestre hacia Caleta Olivia, dado que el restante se descompensó antes del viaje.

Las indagatorias comenzaron alrededor de las 11.00 ,se extendieron casi hasta las 17.00 y el dúo que vestía ropa de civil estuvo permanentemente esposado, siendo por demás llamativo el operativo de vigilancia que realizaron aproximadamente diez Albatros, quienes portaban armas largas y formaron un perímetro de seguridad frente al edificio ubicado en la calle Rivadavia.

Finalmente, al promediar la tarde, cuando los móviles prefecturianos emprendieron viaje hacia Buenos Aires, fuentes tribunalicias confirmaron que la juez Marta Yáñez decidió declararse incompetente en este caso y giró las actuaciones al Juzgado Federal de Campana, dado que se constató que en esa jurisdicción se concentra la mayor cantidad de delitos atribuidos a la banda mixta.

Fuente: El Patagonico y La Vanguardia del Sur