En Turbio despiden a empleados del bloque de la UCR

El vicepresidente del Comité Provincia de la Unión Cívica Radical, Omar Zeidán, calificó de “arbitraria e improcedente” a la medida tomada por la Presidencia del cuerpo legislativo de esa localidad, que dejó cesantes a tres colaboradores del concejal radical de la localidad.

lunes, 1 de abril de 2013 · 00:00

Al respecto, la autoridad del Comité Provincial de la UCR expresó que “Este tipo de medidas son un atentado directo contra los derechos de los trabajadores ya que no se han brindado pruebas concretas acerca de los motivos que llevaron a los ediles justicialistas a tomar dicha determinación”. “Esto deja entrever el escaso criterio objetivo con el que se ha tomado esta decisión, ya que fue ejecutada sin consulta ni aviso previo”, advirtió el referente partidario.
Por otra parte, el vicepresidente de la UCR a nivel provincial recordó que se intentó dialogar sobre este tema con el intendente de Río Turbio, Matías Mazú, sin obtener respuesta alguna. 
“Queda en evidencia la intencionalidad política del  bloque oficialista que trata de  debilitar la labor que realiza este partido opositor, que siempre buscó abrir canales de diálogo ante la falta de predisposición por parte del oficialismo local”, remarcó.

Desempleados

De esta manera –continuó Omar Zeidán- “Se ha dejado a tres personas desempleadas, que en algunos casos contaban con ese único ingreso por grupo familiar, sin medir las consecuencias de estas acciones inoportunas dentro de un contexto de crisis económica que el Poder Ejecutivo Provincial, - del cual ha formado parte Matías Mazú - viene tratando de ocultar desde hace varios años atrás y que se profundizó durante estas dos últimas gestiones de la mano del actual Gobernador”.
“Fundamentalmente, esto es menosprecio por el rol de la oposición y por esa porción del electorado que voto a Samir como concejal.  Creíamos que estas prácticas reñidas con la vida en democracia que los argentinos conquistamos hace casi 30 años habían desaparecido, pero la realidad de lo acontecido nos demuestra lo contrario.  Lo ocurrido, en vez de consolidar el diálogo y los mecanismos  democráticos, los debilitan, pero de ningún modo podrán acallar la voz de nuestro partido desde el rol que la sociedad nos ha impuesto’”.

No tienen respeto

“Se perdió el valor del respeto hacia la opinión contraria. La oposición tiene el derecho y la responsabilidad de expresar su postura frente a la realidad que acontece con el fin de equilibrar acciones y omisiones. En cambio, hoy en día la sociedad se cuestiona el verdadero rol de las instituciones dentro del Estado y la labor de sus representantes, cuando las autoridades deberían abocar todo su esfuerzo en la tarea de reconstruir el vínculo de confianza entre la sociedad y el Gobierno”, sostuvo.
Por último, resaltó que “ Desde la Unión Cívica Radical adjudicamos toda la responsabilidad sobre lo ocurrido al Intendente Matías Mazú por ser este el jefe político de los concejales del  oficialismo”.