Refugiados sirios impulsan juicios de lesa humanidad contra Al Assad y sus aliados

Las demandas son impulsadas por la diáspora siria, que se refugió en distintos países de Europa ante la violencia en su país, con el objetivo de movilizar juicios por las atrocidades cometidas en Siria.
domingo, 14 de marzo de 2021 · 15:35

 

La Justicia alemana condenó por primera vez a fines de febrero a un exmiembro de los servicios de inteligencia de Siria y, en otros países de Europa, refugiados sirios impulsan denuncias contra el presidente Bashar Al Assad y sus funcionarios, bajo los principios de universalidad e imprescriptibilidad de los delitos de lesa humanidad.

Eyad al Gharib, de 44 años, fue sentenciado a cuatro años y medio de prisión por participar en 2011 en el arresto de al menos 30 manifestantes y su encarcelamiento en un centro de detención tras una protesta antigubernamental cerca de Damasco durante la primavera árabe.

El hombre llegó a Alemania en 2018, trabajó en los eslabones más bajos de la inteligencia siria antes de desertar y huir del país en 2013 y seis años más tarde fue detenido.

En el mismo país también está siendo juzgado el excoronel Anwar Raslan, de 58 años, acusado de crímenes contra la humanidad por la muerte de 58 personas y la tortura de 4.000 presos.
 

"Abogados sirios que son refugiados están empezando a construir casos documentados con pruebas de los crímenes de guerra y contra la humanidad que cometió el régimen de Al Assad"



Las demandas son impulsadas por la diáspora siria, que se refugió en distintos países de Europa ante la violencia en su país, con el objetivo de movilizar juicios por las atrocidades cometidas en Siria.

"Abogados sirios que son refugiados están empezando a construir casos documentados con pruebas de los crímenes de guerra y contra la humanidad que cometió el régimen de Al Assad", indicó a Télam Ziad Majed, politólogo franco-libanés y autor de dos libros sobre Siria.

"Por primera vez en Alemania una corte ya condenó a una persona y podrían empezar pronto otros juicios en Suecia, Austria, Bélgica, Países Bajos y Francia", añadió.

"Hay testigos directos y acusados de participar de estos crímenes que se encuentran en territorio europeo y que por lo tanto pueden ser detenidos. Con el tiempo esto puede ayudar a cuestionar la legitimidad y la impunidad del régimen", dijo el docente de la Universidad Americana de París.

A principios de marzo, las organizaciones Centro Sirio para los Medios y la Libertad de Expresión, Open Society Justice Initiative y Syrian Archive presentaron un expediente judicial en el tribunal superior de París en relación con ataques químicos atribuidos al mandatario sirio.

Su objetivo es que un juez de instrucción pueda investigar los ataques con gas sarín que sufrió en agosto de 2013 la ciudad de Duma, en la región de Ghouta Oriental, cercana a Damasco.

La denuncia, respaldada por numerosos testimonios y pruebas documentales como fotos y videos, pretende "determinar las responsabilidades de la orden y ejecución de los ataques", afirmaron las ONGs sobre el ataque en el que, según Estados Unidos, murieron más de 1.400 personas.