Local de comidas discriminó a niño de siete años por ser “gordito”

Sucedió el sábado por la tarde,  cuando  Axel de siete años fue impedido de jugar en el pelotero  de “Mostaza” debido a su contextura física. Su madre, Cintia Mansilla,  radicó la denuncia en el INADI de Río Gallegos, y en la Seccional Primera de la Policía, por lo cual se abrió una causa  que recayó en el Juzgado Penal Nº1. 
lunes, 1 de abril de 2013 · 00:00
Un niño de tan sólo siete años fue discriminado por el local de comidas rápidas “Mostaza” debido a su peso corporal. 
Sucedió el sábado 14 de abril, cuando junto a su familia  accedieron  a las 16:00 al comercio ubicado en la calle Alberdi para pasar una tarde de fin de semana.  
El niño, llamado Axel, ingresó junto a su hermanito de un año entraron  al pelotero dispuesto en el local y que es apto hasta la edad de nueve años. Sin embargo, a minutos de haber ingresado, una empelada se acercó, y le dijo a la madre que debería “medir” a Axel- en un metro que se asemeja al utilizado por los pediatras-  dado que  su contextura física podría exceder el “limite” para jugar en este espacio. 
Esto provocó el obvio enojo de  su madre, Cintia Mansilla, quien exigió  hablar con la persona encarga. En ese momento se presentó una mujer, que sin identificación que establezca  un rango en  esta empresa, le comentó que en realidad su hijo era “gordito” y por eso no podía jugar en el pelotero como los demás niños.  
La madre ofuscada le advirtió que claramente estaban discriminando a su hijo y adelantó que los denunciaría ante la delegación local del INADI (Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo). Y así fue. El lunes se acercó a la institución y radicó la denuncia que ya cuenta con expediente.  
Pero la denuncia también fue efectuada en la Seccional Primera de  Policía, que derivó en que la causa recaiga en el Juzgado Penal Nº1. (El Diario Nuevo Día).