El Obispo ofició como mediador en el conflicto docente, pero el Estado se excusó de participar

Así lo indicó a Monseñor Juan Carlos Romanín. Dijo que se había planeado una reunión para el jueves, entre el Estado, AMET y ADOSAC, pero que el Gobierno dijo que no podría participar por estar en Buenos Aires. Mostró su preocupación y dijo que “cuando uno se cierra  en su propia postura es imposible el diálogo”. El encuentro se postergó para la semana entrante. “Ojala se de, pero para mí es tarde", advirtió el prelado.

"obispo"

lunes, 1 de abril de 2013 · 00:00
Finalmente, el pedido de diversos sectores de la provincia efectuado al Obispo de Santa cruz y Tierra del Fuego tuvo respuesta. Sin que casi nadie lo supiera,  Monseñor Juan Carlos Romanín ofició de mediador entre los gremios docentes y el gobierno provincial, aunque el resultado no fue el esperado.
Luego de más de un mes y medio, según declaró a Nuevo Día, ambas partes iban a concretar un encuentro  para el jueves, aunque el estado provincial se excusó, argumentando que no podría estar presente dado que sus máximos exponentes, el Gobernador, Jefe de Gabinete  y ministro de Economía, se encuentran  en Buenos Aires en tratativas con Repsol YPF, y en el búsqueda de financiamiento para la provincia con el fin de pagar salarios y aguinaldo.

Ausente con aviso
“No queríamos que trascendiera, pero las cosas se dieron de esta manera. A lo largo de estos días he recibido pedidos de diferentes sectores para que interceda en el conflicto entre los gremios de docentes  de ADOSAC y AMET y el gobierno provincial. Por eso decimos el domingo a la noche, convocar a las partes en cuestión a una reunión para  mañana- día jueves- en el Obispado con intención de contribuir de un camino que acerque a las partes y permita visualizar posibles soluciones. Como iglesia siempre hemos propiciado  la apertura y la escucha de todos, y optado como el diálogo como el único camino para resolver los conflictos, incluso esta resolución  también fue en silencio, sin los medios. Eran para bajar las tensiones de lo que se está viviendo. Pero se ha postergado todo  hasta nuevo aviso y seguramente será la semana que viene”, indicó Romanín.
El prelado apuntó que el gobierno no podría estar presente por encontrarse en Buenos Aires. “Estuvimos tratando de concretizar y no se dio”, marcó.  
La reunión fue postergada para la semana entrante. “Ojala se de  pero para mí es tarde. Aunque ya era tarde mañana, debería haberse dado mucho antes”, indicó.    
Recordó  que en el Tedeum del pasado 25 de mayo,  hizo hincapié en el lema  episcopal de Miguel Ángel Aleman. “El lema era justicia y  paz. Él decía: primero justicia porque sino no puede haber paz social, en esos dos ejes estuvimos trabajando y recepcionando”, apuntó.

Se dilata
Claramente preocupado el sacerdote sostuvo que debe haber una “solución rápida” sobretodo  para los niños y jóvenes.  “Toda la sociedad esta en una tensión muy fuerte”, sostuvo. Detalló que recibió “expresiones” de diversos sectores como los petroleros “que  han venido de Las Heras, Caleta Olivia continuamente, Río Turbio que han venido en persona hasta acá,  y son situaciones que me duelen mucho porque no nos hace bien. Me preocupa como se dilatan los conflictos y reclamos”, precisó.
Pese a esto, volvió a remarcar que “el diálogo debe ser el camino, cada  uno debe ceder para encontrar una solución distintas de ambas. Cuando uno se cierra  en su propia postura es imposible el diálogo”.

Hoy se cumplen 42 dias de paro en Santa Cruz. (El Diario Nuevo Día)