UNA BUENA

El Concejo Deliberante ofrece espacio a la Asociación de Celiacos de Santa Cruz

El Presidente del Honorable Concejo Deliberante, Pablo Grasso y el edil Jorge Gareca recibieron el miércoles pasado a la comisión directiva de la Asociación de Celíacos en Santa Cruz, cuyas integrantes expusieron la necesidad de contar con una sede propia.
sábado, 11 de abril de 2015 · 10:45
La Presidenta de esta Asociación, Mercedes Perez explicó que, tal como lo han hecho con otros organismos gubernamentales, pidieron una audiencia con el titular de la Institución Legislativa con el fin de solicitarle un espacio físico para funcionar en forma estable, hasta tanto cuenten con un terreno en donde puedan construir un edificio propio. Al mismo tiempo pidieron colaboración para la impresión de folletos e insumos para los talleres de cocina y demás actividades que llevan a adelante.

Ante este requerimiento, comentó que el concejal Grasso les ofreció un sector dentro del Concejo Deliberante para que puedan trabajar, indicando que está propuesta "será plasmada y analizada en la próxima reunión de la comisión directiva".

Perez señaló que como trabajan en "la difusión de información sobre la celiaquía y en la contención e inclusión social de quienes sufren esta enfermedad, necesitan contar con una oficina donde las personas puedan acudir y obtener una respuesta en el momento”, lo cual ahora se les dificulta porque se reúnen sólo una vez al mes en la biblioteca de la Cámara de Diputados y muchas veces los pacientes no los localizan allí. Además dijo que teniendo un lugar dotado de una cocina podrían realizar acciones tendientes "a enseñarle al enfermo celiaco a cocinar, a manipular alimentos y reorganizarlos en la alacena, que es algo en lo que surgen muchas dudas”.

Por último, al ser consultada sobre la cifra de  celiacos a nivel provincial, señaló que estiman que "son alrededor de 700 y 800 pacientes en toda la provincia” y sostuvo que la primera reacción de la gente que es diagnosticada "es el miedo y la no aceptación de la enfermedad” porque a la mayoría les preocupa el seguimiento de la dieta y que esto sea un obstáculo para asistir a reuniones sociales.