El informe con las camas que tiene el hospital de Río Gallegos ante el brote de coronavirus

En medio de la creciente cantidad de casos positivos, bien vale preguntarse si el hospital está preparado para contener a los pacientes. A fines del mes pasado, el Gobierno respondió un pedido de informes con las camas en el hospital, que son pocas.
viernes, 17 de julio de 2020 · 17:20

El coronavirus parece haber llegado para quedarse por lo menos por unas cuantas semanas en Río Gallegos con una cantidad cada vez más importante a la que el gobierno ya calificó como "brote".

Ante esa situación, Nuevo Día accedió a un informe que desde el Ministerio de Salud, del Gobierno de la provincia, le enviaron como respuesta al ex vocal por la Minoría ante el Tribunal de Cuentas, el doctor Javier Stoessel.

El informe se envió el 25 vde junio y allí se especifican las camas con las que cuenta cada hospital de la provincia de Santa Cruz, en este caso con especial foco en Río Gallegos, donde el panorama es peor.

En el informe se indica que el Hospital de Río Gallegos tiene un total de 68 camas en clínica médica y ese día tenía 25 ocupadas.

En la misma fecha, tenían 11 camas en el sector de geriatría y sólo una disponible.

También se especificó que sólo hay seis camas de emergencia y en ese entonces cinco estaban ocupadas.

Además, 24 camas en psiquiatría, donde a fines de junio tenían 11 ocupadas.

En el sector de ginecología tienen 16 con nueve ocupadas en esa fecha, y 19 en Neonatología con cinco ocupadas en aquel entonces, mientras que en Pediatría había 16 de 19 camas disponibles, más 7 de soporte de terapia para pediatría.

En cuanto a la Unidad de Terapia Intensiva para Adultos, a fines de junio había 14 camas, aunque Nuevo Día consultó con fuentes del hospital en el inicio de esta semana y detallaron otro panorama.

La última información, en este caso extraoficial, habla de una "Sala Covid-19" con 38 camas, de las cuales dos son "camas VIP", por lo que 36 están preparadas para pacientes.

Además, al inicio de esta semana había seis camas en "terapia intermedia" y ocho camas de terapia intensiva, de las cuales dos estaban ocupadas. (El Diario Nuevo Día)