Confirmaron la continuidad del IFE y el ATP mientras dure la pandemia

Ambos programas llegan a 8,9 millones de personas y 230.000 empresas. Según cifras oficiales, todos los planes de asistencia del Estado suman 5,2% puntos del PBI.
lunes, 7 de septiembre de 2020 · 09:27

El equipo económico del Gobierno ratificó la continuidad del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) y del programa de Asistencia al Trabajo y la Producción (ATP) mientras dure “la situación de emergencia sanitaria, y la pandemia esté impidiendo las actividades productivas”.

Entre ambos programas asisten a 8,9 millones de familias, a través del IFE, y 230.000 empresas que pidieron los ATP en agosto. Según cifras oficiales, el Estado lleva invertidos 5,2 puntos del Producto Bruto Interno (PBI) a través de todos los planes destinados a mitigar los efectos de la pandemia en los ingresos familiares y de las empresas.

“Hay un compromiso muy grande del presidente Alberto Fernández de que mientras tengamos esta situación de emergencia sanitaria, y la pandemia esté impidiendo las actividades productivas y el desarrollo de la actividad de las personas, el IFE y el ATP van a continuar”, aseguró la directora nacional de Economía, Igualdad y Género del Ministerio de Economía, Mercedes D´Alessandro.

Alcances del IFE

Según destacó la funcionaria, la asistencia financiera del Estado a través del IFE “tiene un impacto muy fuerte para contener la pobreza y la indigencia” y está “evitando que entre dos millones y medio y cuatro millones caigan en la indigencia y la pobreza”. Por eso “por ahora persiste, aunque es un esfuerzo fiscal gigantesco porque es casi un punto el PBI”.

“Es una masa de contención muy importante para los trabajadores informales”, destacó D´Alessandro en declaraciones radiales y precisó que sobre esta población que cobra el IFE “hay un grupo que nos interesa muchísimo, que es el de las trabajadoras de casas particulares”.

La funcionaria argumentó que el trabajo doméstico “es la primera opción laboral que tienen las mujeres en la Argentina”. “Si mirás de qué trabajan las argentinas, la principal ocupación es ser empleada doméstica y además es el trabajo más precario con menos salario”, cuestionó.

“Ahí tenemos un desafío muy grande”, reconoció D´Alessandro y remarcó, en este contexto, la importancia de “sostener el IFE”.

El IFE llega a 8,9 millones de personas. El universo comprende a las 2,4 millones de familias que cobran AUH, a empleadas domésticas y a trabajadores informales que se inscribieron específicamente y que, hasta el inicio del programa, no estaban bajo el radar del Estado. Cada ronda de IFE -que tarda unos dos meses en pagarse- tiene un costo fiscal de unos $89.000 millones.

Continuidad del ATP y reformulación

En cuanto a la asistencia a las empresas, la funcionaria del equipo económico del Gobierno nacional refirió que desde este espacio se mira “con mucha atención lo que pasa en términos de actividad”. “Hoy por hoy estamos mirando cuál es la situación”, señaló la economista.

El Gobierno nacional trabaja sobre una reformulación del ATP que incluya beneficios para las empresas que mantengan o incorporen trabajadores, y además serán incorporados nuevos sectores como gastronomía, transporte de larga distancia y jardines maternales.