Informe de gastos de pauta oficial de Cotillo cuando se desempeñaba como Intendente

La periodista e investigadora de la UNPA de Caleta Olivia, Lucrecia Sotelo, acercó a Nuevo Día un informe que de forma precisa expone el gasto de casi 4 millones de pesos por parte de Fernando Cotillo en el 2011, cuando era jefe comunal. 
lunes, 1 de abril de 2013 · 00:00
La información fue adelantada por Nuevo Día el viernes pasado, gracias al aporte de Lucrecia Sotelo, productora de “La Noche Boca Arriba”, programa que se emite por Radio XXI. El dato era el gasto de casi 4 millones de pesos en concepto de pauta oficial por aprte de fernando Cotillo durante el 2001 cuando era Intendente de Caleta Olivia. Ahora la periodista e investigadora de la UNPA, nos envió un informe que de manera precisa y exhaustiva indica cómo llegaron a dichos datos, y sobretodo, qué medios fueron beneficiados.  
La solicitud de los datos
El día cinco de marzo la producción de "La Noche Boca Arriba" presenta una nota al Jefe de Gabinete Prof. Osvaldo Cabrera, esta nota da origen al expediente 2881. Esta nota solicitaba: Gastos efectuados por la municipalidad en publicidad oficial y difusión de actos públicos durante el período 1 de enero 2011 hasta el 31 de diciembre del mismo año.
Copia de los contratos, circulares o cualquier documento donde estén asentados dichos gastos; Listado de los medios de comunicación locales - Caleta alivia - y provinciales que hayan sido beneficiados por dicha erogación Área presupuestaria desde la cual se efectuó dicha erogación. Este pedido se realizó apelando a la ordenanza 678/2002 la cual permite al ciudadano de Caleta alivia "solicitar información completa y veraz ante cualquier ente perteneciente a la Administración Municipal sobre los distintos actos de gobierno y que es deber de todo estado municipal de ofrecer información al ciudadano sobre sus actos de gobierno". Por otro lado, se respaldó la solicitud ateniendo al ejercicio del derecho constitucional a buscar y recibir información, derecho que, vale recordar, está previsto por los arts. 14 de la Constitución de la Nación Argentina (CN) según el cual toda persona tiene derecho a peticionar ante las autoridades; el artícuI013.1 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos, y el articulo 19 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos donde se consagra el derecho a investigar y recibir informaciones (constitución Nacional por el art.75, inc.22). Por último, se consideró el artículo XXIV de la Declaración Americana de Derechos y Deberes del Hombre, instrumento que tiene jerarquía constitucional (conf. Art. 75, inc. 22, CN) reconoce expresamente que el pedido debe tener una "pronta resolución".
Según manifiesta la ordenanza, el funcionario al cual se le solicita la información tiene diez días hábiles para responder, si ello no ocurriera puede solicitar diez días mas.
Lamentablemente, los plazos planteados por la ordenanza no alcanzaron; es decir, nadie respondió a esta solicitud de manera oficial. Solamente, el concejal Aybar - de la banca del FPVSC y de la banca de Córdoba - manifestó en el programa radial "La Noche Boca Arriba" (LNBA) que él también quería saber en qué Cotillo había gastado la plata así que no tenía dudas que el gobierno local iba a responder a la solicitud. Los días pasaron, y la respuesta a la solicitud no llegaba. Debido a ello, la producción de LNBA le presentó al intendente Córdoba una nueva nota el día 9 de abril (expte: 4900) donde se reitera el pedido y se indica que si no es respondido se le deja de manifiesto que se recurrirá a la justicia si fuera necesario para poder obtener dicha información. Ese mismo día se le presentó una nota al presidente del Consejo de Deliberantes de Caleta alivia (expte: 194) solicitándole que sea tratado el tema por los concejales en el recinto. Pasaron los días y no hubo respuesta. Solo declaraciones públicas de los funcionarios diciendo que iba a darse la información aunque no se señalaba cuándo.
El tiempo paso, y a casi mas de dos meses de realizada la solicitud, en la entrevista que el periodista responsable del programa de radio "Vamos que venimos" Javier Rivarola le realizó a Cabrera, el jefe de gabinete de Córdoba comunica que la información solicitada por LNBA será remitida entre ese mismo día y el día 10 en el domicilio donde se citó la recepción de la información. Y así fue, los tiempos de espera se terminaron dando paso al análisis y entrecruzamiento de datos.
B- Febrero/ Diciembre: $158.200, pago por mes de $ 14.382
C- Marzo/Diciembre: $42.000, por mes significa $4200
D- Abril/Diciembre: $45.000, pago por mes $5000
C- Julio/Diciembre: $340.000, por mes $56.810


Estos datos dejan en evidencia, a simple vista una mayor distribución de pagos durante el período enero/diciembre, lo que es lógico. Pero y si se observa toma en cuenta las
empresas y periodistas "beneficiarios" de este pago se podrá observar una mayor concentración en el período de julio/diciembre.
Tal es el caso de AVISORA GROUP que cobró en el período A $600.000 pero en el período C recibió dos pagos, uno de $96.000 y otro de $144.000. Si se suma los tres montos, nos da un total de $ 840.000 al año. Ahora, frente a estos datos cabe realizarse una pregunta, ¿por qué AVISORA GROUP cobro dos veces en el período C? Lamentablemente este informe provisto por el Prof. Cabrera no lo explicita pero si podemos hacer una primera conclusión: el período comprendido por los meses de julio a diciembre C es el período en el cual se llevo adelante el proceso eleccionario: desde la campaña hasta las elecciones propiamente dicha. ¿Será que ese doble pago se debe a gastos por la publicidad de la campaña de Cotillo y demás cargos que formaban parte de su línea política como fue Cabrera?
En este sentido, y teniendo en cuenta la agrupación de medios por pagos, se advierte que el aumento es progresivo dado que se van sumando por mes la cantidad de medios y/o periodistas.
Sobre el acceso a la pauta
Este primer pantallazo estos primeros datos recibidos nos lleva directamente a pensar ¿Por qué, si es un derecho para todos los medios el acceso a la publicidad oficial y de
actos de gobierno, nos preocupa que el vicegobernador pagara en el período 2011 casi cuatro millones de pesos?  Preocupa, fundamentalmente porque no son claros los mecanismos de distribución, de acceso y permanencia en este derecho. Tanto la Municipalidad de Caleta Olivia como en la Provincia de Santa Cruz no presente de manera pública ni clara cómo hace un medio para poder gozar del derecho a la pauta. Esta falta de claridad, nos conduce a la pregunta, ¿cómo accedieron los medios a la pauta? ¿quién se las dio? ¿de dónde salió la plata? ¿quién estableció el monto? ¿cuál fue el criterio para decidir a las personas que cobraron la pauta? Estas son algunas de las preguntas que surgen ante este vacío normativo; vacío que nos lleva a la duda ya que si no es claro el mecanismo a la pauta oficial, ¿por qué María Paula Aguilar - estudiante de psicología en la Universidad de Buenos Aires - cuya única relación con el periodismo es la de ser pariente del dueño de un multimedia Voces y Apuntes (Caleta Olivia) cobró durante el período de julio/diciembre $72 mil pesos? El tema sin lugar a dudas no es realizar una cacería de brujas a los colegas que reciben pauta oficial, el problema es la falta de mecanismos claros sobre su acceso y distribución.
Lamentablemente, esta situación poco clara nos lleva a la especulación y la preocupación. Es por ello que este es el primer informe ya que cada dato conseguido es
una pregunta más, preguntas que lamentablemente cada vez tienen menos respuestas. Como periodistas, comunicadores sociales tenemos el deber de acudir al derecho de los ciudadanos; aquel derecho que refiere al acceso a la información, información que no es de nadie sino que pública; por tanto de todos los ciudadanos.
Lic. Lucrecia A Sotelo
Docente investigadora
Productora periodística de "La Noche Boca Arriba"