Néstor Kirchner conocía desde niño y militó con el marido de la docente que figuraba como dueña de la Ferrari de Elaskar

Juan Domingo, es el esposo marido de Viviana Castillo, quién figura como la segunda dueña de la Ferrari por la que Federico Elaskar  pagó 300 mil dólares. Vivía a metros de la casa de Kirchner, y lo conoció al presidente desde pequeño. Militaron juntos, aunque  luego estuvieron en “veredas opuestas”.  Cuando Kirchner lo convocó para que esté a cargo de un órgano del Estado. Las vueltas del destino. 

miércoles, 7 de mayo de 2014 · 00:00

 

Solo el destino puede lograr una coincidencia tan increíble después de décadas. Y obviamente ni los Kirchner, ni Santa Cruz, escapan  a esto. 

Es que  Juan Domingo, marido de Viviana Castillo, quién figura como la segunda dueña de la Ferrari por la que Federico Elaskar  pagó 300 mil dólares, conoció  al propio ex presidente  de la Nación Néstor Kirchner  desde pequeño, e incluso  militaron juntos en el PJ santacruceño en los 70`, cuando Néstor volvía de vacaciones desde La Plata, en donde cursaba sus estudios de Derecho. 

“Desde que nacimos nos conocíamos. Yo vivía al frente de la gobernación y cuando tenía 16 meses  nos cambiamos a Don Bosco 173, en una casa vieja en Río Gallegos que todavía está.  Él (Néstor) vivía en 25 de Mayo y Don Bosco, a la vuelta. Y nos conocíamos de toda la vida”, relató  Juan Domingo en diÁlogo con Nuevo Día. 

Dijo que el ex presidente  “era un pibe más del barrio y yo también y obvio nos conocíamos”.  La relación siguió con los años, típico de una localidad pequeña.  Pero el destino hizo que Kirchner  viaje a La Plata a estudiar, mientras Juan Domingo militaba en el PJ. 

“Todos creían que yo milite con él, pero fue al revés, él militó conmigo. Él entró a la política recién cuando viajó a La Plata. En 1.973 o 1.974 militaba conmigo en el barrio  y trabajamos  visitando a casas”, contó.

Pero Juan –que vive en Los Antiguos junto a su esposa- aclaró que “es un garrón” por lo que están atravesando, y estimó que esta relación con el presidente “no la conocían”. “Ellos no lo tuvieron en cuenta y se deben querer estar dando la cabeza contra la pared”, apuntó.

En 1.983 con la llegada de la democracia, Juan apoyó la Lista Verde del PJ,  que llevaba al ex gobernador  Arturo Puricelli como congresal en la interna de ese año.  Kirchner fue candidato en la Lista Blanca. “Nunca estuvimos juntos”, disparó.  

En 1.987 Kirchner  ganó la Intendencia de Río Gallegos,  pero fue recién  en 1.991 -cuando fue electo gobernador  de Santa Cruz - que  convocó a Juan para que  esté a cargo de Servicios Públicos. “Yo no acepté,  seguí  trabajando en Servicios Públicos, y luego me jubilé, siempre estuvimos en veredas  opuestas”, indicó.

Juan  también cree por qué su esposa quedó implicada con el financista que fue un testimonio clave en la “Ruta del dinero K”.

“Creo que tomaron los datos de algún lado sin saber que era mi mujer o  de su historia, porque ella viene de Morón,  y hace ocho años está en Santa Cruz,   y  ahora trabaja como docente. En los datos ella figuraba como soltera, e imagino que por eso  la pusieron”, opinó. (El Diario Nuevo Día).