Bonadio quiere saber si la Fuerza Aérea pagó vuelos que llevaban diarios a Santa Cruz

El juez federal Claudio Bonadio pidió a la Fuerza Aérea información acerca del costo operativo de dos aviones de la flota presidencial y si además esa institución pagó por los vuelos que llevaban diarios y enseres a Río Gallegos y El Calafate.
viernes, 22 de febrero de 2019 · 22:37

La pesquisa Nº 18.704 caratulada “NN s/Malversación de Caudales ” apunta a determinar si “durante los años 2003 a 2015 inclusive se efectuaron viajes con aviones de la Presidencia desde la ciudad de Buenos Aires a las ciudades de Río Gallegos y El Calafate con “finalidades que excedieran las atribuciones con las que cuenta el Poder Ejecutivo”.

En el expediente fechado ayer, Bonadio solicitó al jefe aeronáutico Enrique Amrein que “dentro de las 72 horas de notificado y por el área que entienda conducente, remita a este Tribunal una estimación aproximada del costo de un vuelo efectuado por los aviones Tango 10 y 5T20 desde la ciudad de Buenos Aires hacia las ciudades de El Calafate y Río Gallegos y su retorno a esta ciudad, mientras ambas aeronaves hayan estado afectadas a la flota presidencial”. “Deberá comprender los periodos 2003, 2005, 2007, 2009, 2011, 2013 y 2015” agrega el requerimiento e “incluir también los costos operativos, de personal, servicios de rampa y todo otro pertinente” y “si dichos costos eran abonados por la Fuerza Aérea o por la Presidencia”. 

Interesan al magistrado los movimientos de dos aeronaves; el Lear Jet 60 matrícula T-10 adquirido por la fuerza en 1998 y que comenzó a ser utilizado en vuelos presidenciales desde 2003 y otro aparato que en el escrito figura 5T 20 un Fokker F-28 MK-4000 Serie N° 11203. El pedido del juez paralizó al alto mando aéreo.

Podría ampliarse dado que el mandamás de la fuerza pasó por áreas donde el magistrado puso la lupa. En 2003 Amrein fue destinado a la Agrupación Aérea de Presidencia de la Nación, prestó servicios en ese lugar hasta junio de 2005. Ocupaba el puesto de jefe de Operaciones del sistema Fokker F-28. Bonadio pide el costo del vuelo de uno de esos aparatos presuntamente fletado con diarios, aunque en el escrito habría un error de tipeo de la matrícula. 

En 2005 y 2006 con el grado de comodoro, Amrein llegó a la Jefatura de Logística de la fuerza y ocupó el cargo de jefe del Departamento de Programa Operacional, con injerencia en los números y gastos de los aviones, a partir de 2011 y hasta 2013 se desempeñó como jefe del estado mayor del Comando de Adiestramiento y Alistamiento, desde esa oficina se mueve el nervio operativo de todas las aeronaves de dotación de la Fuerza Aérea Argentina.

Declaraciones testimoniales de pilotos de los aviones asignados a Presidencia, ya registradas en la causa, señalaron que en algunas ocasiones “junto con los diarios, se llevaban también muebles”. (Ambito)