El Gobierno reconoce que en la zona roja del Hospital Regional Río Gallegos "está el personal justo y necesario"

Fue en un nuevo mensaje audiovisual del Ministerio de Salud y Ambiente. La directora Provincial de Enfermería María Inés Basualdo y Aika Polke, jefa de Enfermería de la Zona Roja Respiratoria del Hospital Regional Río Gallegos, se refirieron a la importancia de acciones que concretan los enfermeros y enfermeras en el marco de la pandemia.
miércoles, 16 de septiembre de 2020 · 19:51

En el inicio del mensaje, Basualdo destacó el trabajo diario y la dedicación del personal de enfermería desde el comienzo de la pandemia de COVID - 19. “Todos los profesionales de enfermería vienen trabajando mucho para hacerle frente a esta pandemia en cuanto a capacitación, asistencia y prevención. Pero nada es suficiente por más esfuerzo y dedicación que pongamos si entre todos no nos ayudamos”, enfatizó. Asimismo aprovechó la oportunidad para pedir a la comunidad que acompañe al personal de salud y que “lo haga con compromiso real porque no sólo alcanzan los aplausos y los reconocimientos en las redes sociales si no hay compromiso y acompañamiento basado en el respeto de todos los protocolos que se vienen dando desde el inicio de la pandemia”. En ese sentido, recalcó que si no es necesario que se queden en casa y que las reuniones sociales quedaran cuando pase todo esto. 

“El mejor reconocimiento y de qué manera se puede colaborar con el personal de salud, es cuidándonos entre todos porque entre todos salimos de esta pandemia”, enfatizó la directora Provincial de Enfermería.
 
Por su parte,  Aika Polke, quien desempeña tareas en la Zona Roja Respiratoria del HRRG, se dirigió a la comunidad para dar a conocer cuál es la labor que concreta el personal de enfermería en el marco de la pandemia de COVID – 19 en el nosocomio de la capital de Santa Cruz y cómo se prepararon para hacer frente a las contingencias que se presentan. “Los profesionales de enfermería comenzamos a prepararnos entre febrero y marzo cuando comienza la pandemia. En el Área de Triage y que actualmente es el Área Roja Respiratoria es la encargada de seleccionar a los pacientes en el sentido de evitar que entren al interior del hospital casos sospechosos. Para eso tuvimos una preparación con el Comité de Epidemióloga, las infectólogas del hospital, el servicio de guardia con el que trabajamos en conjunto y demás servicios, para ir preparando las bases en el caso de que la pandemia comenzara a superar y superarnos como está siendo en este momento en Río Gallegos”, detalló. 

En otra parte, Polke recordó que en un principio se manejaban en el servicio de guardia con un consultorio de aislamiento y fue en el mismo en el cual se atendió al primer paciente contagiado. “A partir de ese momento que fue en el mes de marzo no paramos de atender a pacientes positivos. Tuvimos una época tranquila y creo que la misma de algún modo jugó en contra en la población porque se tranquilizó demasiado pensando en que esto no iba a llegar a Río Gallegos”, consideró.

En cuanto a la pandemia y el virus precisó que es nuevo y que se desató a nivel mundial, afectando a países desarrollados a los cuales encontró desprevenidos y han sido víctimas de miles y miles de muertes. “Río Gallegos no es una excepción y no está afuera del problema mundial. Creo que nos benefició poder trabajar y empezar a preparar las cosas con un poco más de tiempo y conocimiento acerca de qué se trataba esto. Empezamos con un trabajo de a poco con reuniones, estudios, capacitaciones, simulacros para ver que íbamos a hacer cuando llegue el primer caso y de ahí en más”, relató. Mientras se hacía ese trabajo, el Hospital Regional Río Gallegos se encontraba preparando toda el área que se iba a dedicar al COVID – 19. Se trata de un ala nueva que es la Zona Roja Respiratoria. 

Respecto a las acciones específicas que se concretan en la Zona Roja Respiratoria, Polke expuso que en la misma se reciben los pacientes con patologías respiratorias. “El área está compuesta por cinco médicos que en su mayoría son generalistas. Algunos de ellos con amplia experiencia en urgencias y somos doce enfermeros. Es un área un poco complicada en el sentido de que prácticamente en el día de hoy trabajamos con pacientes positivos y que tienen alguna complicación”, agregó. 

A su vez manifestó que en dicha área está el personal justo y necesario, obviamente que falta personal al igual que en todo el país y el mundo. La OMS dijo que enfermería es una de las profesiones con mayor cantidad de faltante. “Creo que se debe a que se poco valorada y reconocida socialmente”, remarcó.
 
En relación al equipamiento del área, comentó que la misma cuenta con cuatro camas que son de observaciones porque el lugar es una especie de guardia respiratoria; cinco consultorios y otro que es de pediatría para evitar mezclar pacientes sospechosos adultos con los pediátricos.  
 
“El hospital preparó una entrada aparte que está delimitada. Hay una entrada para la guardia, otra principal para los consultorios externos y una entrada especialmente destinada al Área Roja Respiratoria. Esto se debe a que trabajamos en base a protocolos de cómo atender a pacientes sin ponerlos en contacto con el resto. Todo paciente respiratorio es un caso sospechoso”, detalló. 

“Le pido a la población que entienda que cuando demoramos un poquito la atención, que entienda cuando se le dice que no concurra al hospital, primero porque tenemos que ser cuidadosos con el recurso que está pero tenemos que saber administrarlo y cuidarlo. Cuidar el recurso del hospital es cuidarnos a nosotros también. La base central de atención es el Hospital Regional Río Gallegos”, subrayó. 

En otra parte del mensaje resaltó el papel del HRRG en el contexto de pandemia como así también del personal médico y enfermería quienes se pusieron la situación al hombro. “En el Área Roja somos doce profesionales de los cuales muchos son jóvenes y que han manejado el trabajo con gran responsabilidad”.
“La idea es siempre cuidar al personal y no exponerlo porque necesitamos de un personal capacitado para esto. Generalmente ingresan a la habitación, el medico con el enfermero y trabajamos en equipo”, sostuvo en cuanto al trabajo en equipo con el personal médico y la modalidad de atención.  Asimismo puntualizó que de manera conjunta se realizan estudios y las acciones médicas y de enfermería pertinentes. 

“Es muy doloroso y triste para el personal de salud salir de una guardia de doce horas y dirigirse a la calle y escuchar que todo lo que está pasando es mentira, que no existe y que esto es un engaño y que es para manejar y tapar otra cosa. No es un engaño y no se trata de tapar nada, esto es una realidad y la gente se muere por esto”, reflexionó. 
“Siempre fuimos claros en el mensaje y nunca dijimos que no nos iba a pasar y lo que dijimos es que necesitábamos tiempo para no colapsar el sistema de salud. Si no se hubieran tomados las medidas de cuarentena, higiene, entre otras, el sistema ya habría colapsado hace meses”, recalcó. 

Polke manifestó su agradecimiento a la población por las donaciones que llegan al hospital y el cariño, pero lo que nosotros necesitamos es que nos ayuden y es fácil de hacerlo. Simplemente tienen que quedarse en sus casas, utilizar el barbijo,  evitar salir si no es necesario. “Necesitamos del acompañamiento de la sociedad y necesitamos que nos cuiden a nosotros. No somos inmunes, hemos tenido muchos compañeros que se contagiaron y contagian a pesar de todas las precauciones que tomamos. Necesitamos que la comunidad colabore siendo responsables. Como sociedad seamos agentes de prevención y multiplicadores de la misma”, añadió.  

Además agradeció el apoyo que ha tenido el personal de enfermería y el resto del personal del HRRG. “Quiero dejarles un mensaje a los jóvenes. A veces el ímpetu la juventud hace que estemos en contra de las reglas, estas no son reglas que se imponen, son reglas que se necesitan cumplir para que nos cuidemos y no nos enfermemos y ustedes como jóvenes tienen que ser los multiplicadores de la prevención y tienen que tener en cuenta que cuando salen y no se cuidan, quizás a ustedes no los afecten pero pueden contagiar a la familia·, expresó. 

Finalmente instó a la comunidad a cumplir con cuatro premisas: Uso del barbijo, no a las reuniones sociales, distanciamiento social y el uso adecuado del sistema de salud.