“Soy inocente”, gritó Maldonado cuando se lo trasladó detenido

A las 18:55 se procedió a la detención de Emilio Maldonado, acusado de abuso sexual agravado. La jueza dispuso su procesamiento con prisión preventiva y permanecerá tras las rejas a la espera de su juicio.
jueves, 24 de septiembre de 2020 · 21:18

Una vez que el juez de recursos no diera lugar al pedido de la defensa de Emilio Maldonado para que sea aparatada de la causa la jueza Valeria López Lestón, permitió  que la magistrada pueda seguir avanzando con el proceso judicial.

Recordemos que, por parte de la defensa, se había solicitado el apartamiento dado que la jueza no había dado lugar a algunas pruebas solicitadas.

En horas de la tarde de este jueves 24 de septiembre se conoció que la doctora Valeria López Lestón decidió dictar el procesamiento con prisión preventiva contra Emilio Maldonado. Para esto se libró un oficio que fue elevado a la Seccional Sexta de policía, donde se radicó la denuncia y pasadas las 18:00 horas un patrullero salió en búsqueda del ex concejal.

Cabe destacar que el domicilio denunciado por Maldonado, en su declaración testimonial, no sería el mismo que donde se realizaron estos días los “escraches”, sino otro en jurisdicción de la Seccional Quinta.

Una vez notificada cada una de las partes sobre el procesamiento, se le leyeron los derechos a Maldonado y se lo trasladó en el móvil policial hasta la Seccional Sexta.

Allí se lo vio ingresar raudamente. Inmediatamente los uniformados convocaron a testigos, ocasionales transeúntes o automovilistas que pasaban por la zona, y se llamó al médico policial. Todo esto se realiza en cada una de las detenciones que se efectivizan.

Luego de que el médico lo revisara, Maldonado fue trasladado, con la cabeza tapada, hacia el móvil policial, y fue allí cuando se subía al patrullero que esgrimió la frase “soy inocente”, es todo lo que dijo Maldonado. 

El viaje prosiguió hacia el departamento judicial de la policía de Santa Cruz, donde se le tomaron las huellas dactilares, se lo identificó para el prontuario para luego ser llevado al último destino. Una sede policial donde permanecerá detenido hasta la llegada del juicio.

Si bien Nuevo Día conoció que la carátula es “abuso sexual simple”, aquí cabe señalar cuestiones importantes en materia judicial. La famosa carátula es simplemente el inicio del expediente judicial, no significa que ese sea el delito por el cual se lo procesó. La denuncia inicial fue la de abuso sexual simple, pero luego las pruebas fueron modificando toda la situación, en especial la Cámara Gesell, por lo que el procesamiento es por abuso sexual agravado. Un delito que esta tipificado en el artículo 119 del Código Penal Argentino y que expresa:

La pena será de 6 a 15 años de prisión cuando mediando las circunstancias hubiere acceso carnal por vía anal, vaginal u oral o realizare otros actos análogos introduciendo objetos o partes del cuerpo por alguna de las dos primeras vías.

En los supuestos de los dos párrafos anteriores, la pena será de ocho (8) a veinte (20) años de reclusión o prisión si:

a) Resultare un grave daño en la salud física o mental de la víctima;

b) El hecho fuere cometido por ascendiente, descendiente, afín en línea recta, hermano, tutor, curador, ministro de algún culto reconocido o no, encargado de la educación o de la guarda;

c) El autor tuviere conocimiento de ser portador de una enfermedad de transmisión sexual grave, y hubiere existido peligro de contagio;

d) El hecho fuere cometido por dos o más personas, o con armas;

e) El hecho fuere cometido por personal perteneciente a las fuerzas policiales o de seguridad, en ocasión de sus funciones;

f) El hecho fuere cometido contra un menor de dieciocho (18) años, aprovechando la situación de convivencia preexistente con el mismo.

Toda esta situación, sobre la pena que se le podría computar dependerá del momento en que la causa sea elevada a juicio y cuál sea el requerimiento que realice el fiscal de instrucción.

Luego todo se verá en la Cámara Oral entre el fiscal, los abogados querellantes, la defensa y los jueces. Pero aún para ese momento queda un tiempo, hoy es momento de presentación de pruebas.