Impuesto a las Grandes Fortunas: Eduardo Costa y Máximo Kirchner entre los que tendrán que pagarlo

Uno de los integrantes de la Cámara Alta que tendrá que hacer frente al impuesto es el senador de la Unión Cívica Radical (UCR) por Santa Cruz Eduardo Costa, que tiene un patrimonio de $662.626.148,79 y deberá abonar unos $14.972.219.  La iniciativa se tratará el martes en la Cámara de Diputados y el oficialismo confía en darle media sanción.
sábado, 14 de noviembre de 2020 · 11:04

Si el proyecto de Aporte Solidario y Extraordinario para Ayudar a morigerar los efectos de la pandemia obtiene obtener luz verde en el Congreso, un pequeño grupo de unos 8 senadores y diputados debería pagar una cifra millonaria, según cálculos que TN realizó en base a sus declaraciones juradas, que fueron presentadas ante la Oficina Anticorrupción (OA).  Aportarían unos $100.222.863.

La iniciativa se tratará el martes en la Cámara de Diputados y el oficialismo confía en darle media sanción.

El proyecto fue impulsado por los diputados Máximo Kirchner y Carlos Heller y contempla diversas escalas de acuerdo a la suma total de bienes. 

El gravamen se percibirá por única vez y recaerá sobre las personas con un patrimonio superior a los $200 millones. 

El senador José Alperovich, de licencia por una denuncia de abuso sexual, informó un patrimonio correspondiente al 2019 de $1.387.351.661,42. Según las escalas previstas en la iniciativa, pagará unos $36.379.549. El legislador por Tucumán afrontaría un impuesto de base de $18.500.000 más el 3% del excedente de $800 millones.

Por su parte el senador Maurice Closs declaró tener $783.981.643,49 producto de una herencia de su padre y deberá pagar unos $18.309.660. Fuentes cercanas al exgobernador de Misiones dijeron que el legislador del Frente de Todos “acompañará la iniciativa sin profundizar en el análisis de la cuestión”.

Otro de los integrantes de la Cámara Alta que tendrá que hacer frente al impuesto es el senador de la Unión Cívica Radical (UCR) Eduardo Costa, que tiene un patrimonio de $662.626.148,79 y deberá abonar unos $14.972.219.  

Por su parte, el senador de Cambiemos Roberto Basualdo informó un patrimonio de $417.634.440,81, de los que $158.464.412 se encuentran en el exterior. El total a pagar por el tributo es de $8.690.861.

El legislador adelantó a TN.com.ar que “pagará el impuesto como lo hizo siempre” y se quejó porque en abril presentó un proyecto de inversión productiva “que no lo trató nadie”.

Entre la lista de los diputados “millonarios” también se encuentra Atilio Benedetti, que declaró un patrimonio de $332.651.930, por lo que le corresponde abonar $6.734.668. Desde su entorno, cuestionaron el proyecto al considerarlo “anti inversión”. “Le resulta incómodo estar en contra porque está alcanzado”, dijeron y explican que el incremento patrimonial se debió al revalúo impositivo durante el gobierno de Mauricio Macri. Se trató de un régimen optativo que permitió actualizar el valor residual fiscal de determinados bienes. Esto incrementa el patrimonio total.

El diputado Máximo Kirchner afirmó tener un patrimonio de $291.739.213,02, es decir, un 50% más de lo que poseía en el mismo período de 2018. Así, el hijo de la Vicepresidenta Cristina Kirchner tendría que pagar un tributo de $5.834.784. Sin embargo, no está claro cómo lo hará o quién teniendo en cuenta que está embargado en la causa Hotesur y Los Sauces, por lo que en su entorno no descartan que le pida a la intervención judicial que administra sus bienes que se haga cargo de este tributo.

El proyecto obtuvo dictamen en la Comisión de Presupuesto y Hacienda de la Cámara de Diputados, aunque Juntos por el Cambio presentó un despacho en minoría. A través de este gravamen, que alcanzaría un universo potencial de 9298 personas, se recaudarían unos $307.000 millones.

El diputado José De Mendiguren, de licencia para asumir la presidencia en el BICE, declaró un patrimonio de $250.754.242,86 (posee bienes en el exterior) y pagaría unos $5.015.084 de impuesto.

Finalmente, el senador y exgobernador de Salta Juan Carlos Romero declaró bienes por $214.400.554,61 -una parte fuera de la Argentina- y pagaría $4.288.011.

BIENES EN EL EXTERIOR

El Impuesto a las Grandes Fortunas prevé un recargo por todos los bienes situados en el exterior, aunque el extra no se cobrará en caso de que la persona traiga al país en un plazo de 60 días después de aprobada la ley las "tenencias en moneda extranjera en el exterior y los importes generados como resultado de la realización de activos financieros fuera del país que representen como mínimo el 30% del valor total de esos activos”.

Según detalló el canal televisivo, el análisis realizado en el artículo no contempló este recargo en el número final a pagar por cada legislador ya que se desconoce si repatriarán o no sus fondos.

Fuente: TN