Mendoza

De la profe que saltó a la fama al perder la paciencia: “Me mandaron una carta para impedir que haga el stand up”

Lo dijo Laura Cogni, la profesora suspendida acusada de insultar a sus alumnos del DAD. Tiene plazo hasta el lunes para presentar su defensa. Dice que le negaron una extensión de días.
viernes, 16 de octubre de 2015 · 08:29
"El día del show me llegó una carta documento anunciándome que no hiciera el espectáculo, que me daban la libertad, pero que no hablara de la universidad, cosa que no hice en ningún momento. Al mismo tiempo llamaron al director del teatro y a las autoridades de Maipú para que lo suspendieran”, confesó Laura Cogni, la profesora del DAD,  que se hizo popular después de un video en donde se la ve insultando a sus alumnos, y que el mes pasado realizó una presentación de humor satirizando el mundo escolar, entre otros ambientes sociales.

La docente, que hasta ahora mantuvo en silencio aspectos del proceso por el cual se la juzga, decidió hacer público este hecho luego de que llegara a sus manos el informe que el instructor de la UNCuyo, Sebastián Calvi, le entregó para que pudiera preparar su defensa. Tiene plazo hasta este lunes para presentarla. "Tengo 5 días para defenderme y ellos tuvieron 90 días para atacarme. Respeté todas las instituciones y a mí no me están respetando”, dijo molesta porque no le extendieron más días para preparar su alegato como solicitó su abogado Bernardo Calderón.Víctor Ibáñez Rosaz, coordinador de Asuntos Jurídicos de la UNCuyo, aseguró que es cierto que mandaron la carta señalando que respetaban su derecho a expresarse libremente y de ejercer su actividad artística. Sin embargo, el documento pedía explícitamente que no se hiciera en su show alusión al proceso, a las autoridades de la universidad, ni a los alumnos. "El sumariante estaba produciendo pruebas y por tal motivo ella no tenía permitido dar ninguna referencia sobre el caso”, indicó Ibáñez.

Según el funcionario académico, la investigación de Cogni quedó clausurada y se puso en conocimiento a la profesora para que preparara una contestación al informe que se le hizo. "Estamos dentro de un procedimiento normativo que nos impide adelantar decisiones y criterios”, explicó Ibáñez. Mientras que para Cogni "hay una decisión desde arriba de dejarme afuera”, opinó.

"Me han dado la orden de cesantía. Tengo el derecho de apelar y presentar mis alegatos. Mi abogado pidió el plazo de diez días más para presentarlos y no se lo permiten de ninguna manera. Además se le anticipa que los alegatos que presente van a ser en vano, porque me van a dejar cesante igual el 27 de octubre, cuando se cumple el cierre de mis noventa días de suspensión. Dicen que hay una decisión desde arriba de dejarme afuera. Me echaron del DAD y me mandan a un juicio académico en la Facultad de Filosofía y Letras que no tiene nada que ver con el asunto”, contó Cogni sobre su situación.

"Va a haber una movilización muy fuerte de los profesores si no se respeta a la autoridad docente y se les da libertad absoluta a los alumnos y los padres de decir lo que se les da a la gana”, describe las acciones que llevará adelante si el caso no prospera a su favor. "Han decidido hacer de mí una persona no deseable en la universidad y no entiendo cuál es el motivo, ya que no estoy en política y lo único que siempre hice fue decir lo que pienso cada vez que se comete una irregularidad”, especificó.