Una mujer de Pompeya desapareció tras activar el botón antipánico

Carla Tamara Barrera Soggiu, una mujer de 28 años que vive en el barrio de Pompeya, regresaba a su casa luego de trabajar cuando desapareció el martes pasado.
jueves, 17 de enero de 2019 · 11:51

Según informaron fuentes policiales, la mujer, que tenía un botón antipánico desde diciembre tras denunciar a su ex pareja, Sergio Nicolás  Fuentes, por violencia de género, activó el dispositivo en dos oportunidades en dos zonas distintas pero no pudo ser localizada.

"Se allanó anoche la casa del ex donde dieron las antenas por última vez, resultado negativo", asegura una fuente con acceso a la investigación.

Según relató a Infobae el padre de Carla, llamado Alfredo, el 26 de diciembre pasado su hija fue atacada por su ex e incluso habría estado retenida contra su voluntad hasta que pudo liberarse. Un día después, Carla formuló la denuncia. El hombre fue detenido. La información sobre su paradero actual es contradictoria. Fuentes cercanas al caso aseguran que el hombre continúa detenido, otros, que salió en libertad.


En la tarde-noche del martes tanto Alfredo como Roxana, su madre, perdieron contacto con su hija. Fue la madre quien reportó su desaparición. Carla llevaba al momento de desaparecer un jean, una remera de mangas cortas gris y zapatillas de lona rosas.

El mismo día de la desaparición a las 20.07 se dio la primera activación del dispositivo. Se mantuvo una breve comunicación con la desaparecida en la que refirió que estaba "desorientada". No pudieron ubicarla con los datos del GPS.

Una hora después, a las 21.14, se recibió otra alerta del botón antipanico. La Policía de la Ciudad vuelve a comunicarse con Carla, en esa conversación Carla refiere que estaba arriba de un auto del cual no pudo dar detalles y que veía una calle con mucho barro. La comunicación se cortó poco después.

Dos móviles policiales de la división Búsqueda de Personas de la Policía porteña fueron primero a la calle Berutti, entre Cachi y Einstein y luego a Río Cuarto al 400, las últimas coordenadas que había enviado de manera automática el rastreador satelital del botón antipánico, pero no lograron encontrarla.

"Estamos desesperados, cuidando a mis dos nietos. No queremos que se enteren de nada. Nos pidieron que no digamos nada. Mi señora se está moviendo. No estamos acostumbrados a esto. Tenemos mucho miedo", dice Alfredo, padre de  Carla.

La búsqueda de Carla está a cargo de la Fiscalía N°55 de César Troncoso. (infobae.com)