La nena vendida por su mamá por $3 mil quiso quitarse la vida dos veces

La menor de 11 años fue abusada por un amigo de su madre en la localidad santiagueña de La Banda. Ahora vive con su abuela. El duro relato.
lunes, 6 de mayo de 2019 · 15:54

La semana pasada detuvieron a una mujer de 42 años acusada de entregar a su hija de 11 años a cambio de 3.000 pesos para que el amigo de su pareja la violara. La niña dijo que su madre se había ido a cortar leña al monte para dejarla sola con el abusador en su casa de la localidad santiagueña de La Banda.

El aberrante episodio salió a la luz cuando la víctima contó el calvario que sufrió a una tía. En Cámara Gesell, la nena de 11 años detalló que su madre y un amigo de su padrastro pactaron el pago de $ 3.000 para que él la abusara. Dijo que su madre recibió el dinero y lo guardó en un placard. En ese momento, la mujer dejó a su hija sola con el agresor mientras se excusó con ir a "buscar leña".

 

Luego de que el caso saliera a la luz, “María” (nombre ficticio), la nena abusada, fue llevaba junto a sus dos hermanitos a la casa de su abuela. Pero su vida está lejos de ser normal: el horror que vivió la llevó a intentar quitarse la vida en dos oportunidades. Primero quiso tirarse por la ventana del hospital donde la asistían por las lesiones del abuso y luego tragó “pelotitas para hacer pulseras”, contó a El Liberal una tía materna y madrina de la menor.

“Juana” (también nombre ficticio) fue la mujer que descubrió la violación y quien radicó la denuncia en la Comisaría del Menor y la Mujer.

 

“María” ayuda a cuidar a sus dos hermanitos, su abuela está enferma y sola no puede atender a los tres menores. La nena no habla y demuestra un evidente estado de depresión, según pudo comprobar ese medio cuando llegó a donde ahora vive. “Ella está así todo el día. No habla del tema. Solo tratamos de acompañarla para que pueda vivir en paz”, confesó “Juana”.

“Yo regresé de viaje y ella estaba en la casa de mi mamá. La noté callada, retraída, como si algo la afectara. Le pregunté a mi mamá y me respondió que le dolían los ovarios. La llamé a mi lado, la coloqué sobre mis piernas y le pregunté qué le pasaba. Me contó que le dolía el estómago, después me dice ‘me duele todo el cuerpo’, entonces ahí le preguntó ¿Por qué? Y ella me dice: ‘madrina, a mí me han violado. Ese negro sucio me violó’”, reveló la madrina de la menor.

 

La madrina de la nena continuó: “Me dijo que su mamá estaba tomando con su novio y un amigo de él al que ella le dice ‘Negro’. Ella también estaba en la misma habitación porque cuidaba a su hermana, y en un momento este tipo le propone a su madre tener relaciones por plata, pero ella se niega”.

“Su mamá recibió un bultito de plata y lo puso debajo de la almohada. Después salió de la casa diciendo que iba a buscar jarilla. Cuando estaba a solas con los dos hombres, su padrastro también se retiró y la dejó sola con el Negro”, sumó “Juana”.

“Me dijo que la agarró del brazo, la tiró sobre la cama, le tapó la boca para que no grite y la accedió. Cuando me terminó de contar le pregunté si le había dicho a su mamá y me respondió que sí, pero que ella no le había creído y la trató de embustera. No sabía qué hacer. La levanté y la llevé al hospital por los dolores que tenía”, aseguró.

 

“María” fue asistida en el Centro de Salud de La Banda. En ese centro asistencial, la nena salió corriendo y quiso tirarse por la ventana. Pero fue retenida por los médicos, quienes decidieron dejarla internada por 15 días bajo tratamiento psicológico y psiquiátrico, detalló El Liberal. “Juana” además contó que no fue la única vez que la pequeña trató de quitarse la vida, ya que mientras estaba en su casa tragó no sé cuántas pelotitas para hacer pulseras. Por eso le dieron pastillas y ahora está medicada dos veces al día”.