Según un relevamiento privado, un tercio de los hogares de la clase media trabajadora en Argentina es pobre

El mismo adelantó que la cifra se incrementó 19% frente a la prepandemia.

Escrito en NACIONALES el

Un 33% de los hogares argentinos se ubican por debajo de la línea de pobreza. De este modo lo informó el último relevamiento de la consultora Ecolatina, en un cálculo sobre el costo de la Canasta Básica Total (CBT) que mide los índices de pobreza.

La cifra, que encendió nuevamente la alarma respecto de la reducción del poder adquisitivo del salario argentino, reveló que esa cifra se incrementó un 19% frente a la prepandemia.

Es que durante los últimos tres meses del 2017, solo un 14% de los hogares de clase media registraba índices de pobreza. Hacia 2018, ese número se duplicó, y entre 2019 y 2020 (plena cuarentena), más el 2021, ese porcentaje trepó al 33%.

Además, la consultora constató estas cifras frente a los números expedidos por el INDEC la semana pasada respecto al dinero que necesitó una familia tipo para no ser pobre, la cual se ubicó en torno a los $72.365. Mientras tanto, para no ser indigente se requirió de $30.925.

Los primeros seis meses de este año registraron un 41% de personas pobres, aunque la entidad explicó que en términos de la capacidad de consumo es relevante conocer el ingreso de cada quien para determinar si se encuentra cerca de la línea de pobreza o no.

Por esto, la compañía utilizó la distribución de personas de acuerdo al diferencial entre ingresos y línea de pobreza del hogar para determinar donde se ubicaban. Así, se obtuvo el dato de que el 2,4% de las personas viven en hogares con ingresos apenas por encima del 5% a su línea de pobreza, según se explicó en un artículo de Ámbito.

“Entender la situación de los hogares argentinos respecto a su cercanía con la línea de pobreza es importante porque habla de su capacidad de consumo, pero nada dice respecto a sus pautas y deseos. Un hogar puede no ser pobre y tener ingresos para consumir bienes no esenciales, pero en qué los gastará depende de su nivel socioeconómico”, remarcaron desde la entidad.

Fuente: Mundo Gremial