Retoman la búsqueda de Guadalupe Lucero con rastrillajes en el dique Cruz de Piedra

La niña de 5 años desapareció hace nueve días en la ciudad de San Luis, y durante la jornada 400 efectivos de fuerzas de seguridad realizarán rastrillajes en el dique Cruz de Piedra, mientras se avanza en la investigación de "indicios importantes para la causa".
miércoles, 23 de junio de 2021 · 12:17

 

Unos 400 efectivos de fuerzas de seguridad retomarán esta mañana la búsqueda de Guadalupe Lucero, la niña de 5 años que desapareció hace nueve días en la ciudad de San Luis, con rastrillajes en el dique Cruz de Piedra, mientras se avanza en la investigación de "indicios importantes para la causa" obtenidos durante un operativo realizado ayer en el barrio 544 Viviendas, donde se la vio por última vez, informó una fuente policial.

El suboficial inspector de la Policía de San Luis, Lucas Chacón, dijo en diálogo con la prensa este miércoles que en el operativo cerrojo realizadoel martes en el barrio 544 Viviendas que incluyó el allanamiento a la casa de la tía de Guadalupe surgieron "indicios importantes para la causa" que son analizados por la Policía Científica Argentina.

Además, anunció que los rastrillajes se centrarán esta jornada en el dique Cruz de Piedra, ubicado en la localidad de Juana Koslay, a 14 kilómetros de la capital provincial, y participarán del operativo 400 efectivos, a pedido de la Justicia puntana.

Se trata de un espejo de agua de 154 hectáreas, 25 metros de altura y una capacidad de reserva de 12,5 metros cúbicos por hora.

El martes, 20 sectores de la zona sur de la ciudad fueron rastrillados por efectivos policiales, bomberos y cuerpos nacionales especializados en búsqueda de personas y cerca de las 16 horas se montó un operativo cerrojo en las manzanas que rodean a la casa de la tía de Guadalupe, donde la niña fue vista por última vez en la tarde del lunes 14 de junio cuando jugaba en la vereda con otros niños.

Por la tarde, se realizaron requisas en esa vivienda, situada en la manzana H del barrio 544 Viviendas, en el sur de la ciudad, y en una peluquería colindante, tareas que concluyeron después de medianoche sin que trascendieran los resultados.