Encontraron los cuerpos sin vida de dos hermanos en Tres de Febrero

Norma Ester y Ricardo Jara fueron hallados en su casa del Barrio Puerta 8, escenario de las muertes por cocaína adulterada.

Ayer, dos hermanos fueron hallados muertos en una vivienda del barrio Puerta 8, zona de Tres de Febrero, el lugar donde en febrero pasado murieron 24 personas y hubo más de 80 intoxicados por la cocaína cortada con carfentanilo. El hallazgo se produjo tras la denuncia al 911 de los vecinos del barrio que relataron que hacía varios meses no veían a los hermanos, identificados como Norma Ester y Héctor Ricardo Jara, de 75 y 72 años respectivamente.



Así, efectivos de la Policía Bonaerense irrumpieron en la casa de la calle El Parque al 10000 bajo órdenes de la fiscal Gabriela Disnan, de la UFI N°5 de San Martín. Encontraron a Norma y Héctor ya muertos. El cuerpo de Norma estaba en un sillón, el de Héctor en una de las habitaciones. Ambos cadáveres estaban en avanzado estado de descomposición. Según testimonios, Héctor requería ayuda constante para movilizarse. Ambos vivían con problemas psiquiátricos. También se encontró un perro muerto. No había signos de violencia ni faltantes evidentes. Las puertas estaban cerradas desde adentro.



Así, Disnan ordenó los trabajos de rigor a Policía Científica y se enviaron los cuerpos a la morgue del Cuerpo Médico Forense de San Martín, ubicada en el hospital Carrillo de Ciudadela. Los informes preliminares, según confirmaron fuentes del expediente a Infobae, detallaron que los hermanos Jara murieron por “causas naturales” hace al menos un mes. No se observaron traumatismos o heridas de armas de fuego. Tampoco había armas, drogas, psicofármacos o alcohol en la casa.



La autopsia completa será realizada en el curso del día viernes.



 


Esta nota habla de:
Más de Nacionales

Por qué el DNU atenta contra la clase media

Por qué el DNU atenta contra la clase media
El decreto presidencial es la base para la desregulación de la economía y la aplicación del libre mercado. En apenas tres meses esas políticas generaron 71 puntos de inflación. Los nuevos precios sincerados quedaron en un nivel que millones de personas no pueden afrontar. El consumo y la producción caen en picada.