Conflictos laborales vuelven a paralizar el Hospital Zonal en Caleta

A pesar de que la Asociación Trabajadores del Estado (ATE) volverá a sentarse hoy y mañana en mesa de paritarias con el Gobierno provincial en Río Gallegos, gran parte de los afiliados que cumplen actividades en hospitales públicos iniciaron ayer un paro de 72 horas a modo de ejercer presión para lograr un incremento salarial. La medida de fuerza tiene mayor repercusión en el Zonal de Caleta Olivia donde también los médicos nucleados en APROSA lanzaron una huelga por 48 horas.

miércoles, 26 de marzo de 2014 · 00:00

Caleta Olivia (agencia) El nuevo conflicto en la salud pública volvió a paralizar el nosocomio local de alta complejidad ya que solamente quedaron guardias mínimas y los servicios esenciales para asegurar la atención de pacientes internados.
Ayer hubo asambleas por separado de ambos sectores de trabajadores, en medio de un gran despliegue de pancartas y afiches, tanto en el hall central como en el acceso al edificio hospitalario.
ATE, que concentra a parte de los enfermeros, mucamas, administrativos y a personal de ex cooperativas que se ocupan de servicios generales, viene reclamando desde hace varios meses un incremento del 50%, pero desde el Gobierno provincial se insiste en que presupuestariamente es imposible acceder a ese requerimiento.

“POCO OPTIMISTAS”
La Asociación de Profesionales de la Salud aún no es reconocida formalmente como gremio por parte del Gobierno, a pesar que el mismo accedió a atener sus reclamos con la asunción del nuevo ministro del área, Julio Vizconti.
De todos modos, APROSA solo logró alcanzar algunos de sus objetivos, pero otros quedaron inconclusos, como ser varios ítems que mejoren el salario y la incorporación de nuevos profesionales de diversas especialidades.
Por ello, la doctora Andrea Pérez, secretaria general de la entidad, dijo ayer que “somos poco optimistas porque creemos que no nos van a ofrecer nada superador”.
“Estamos tratando de contactarnos permanentemente con el Gobierno ya que hasta al momento sólo logramos mejorar valores por tareas en guardia y el título, pero este año con la inflación que se registró es imposible manejarnos con el 20% que se nos ofrece”.
Por otra parte comentó que los médicos que residen en otras localidades del país “no quieren venir a Santa Cruz y menos aún los especialistas, ya que los salarios que aquí se ofrecen no son atractivos para nadie”.
“Todo esto hace que continúen las improvisaciones y, a modo de ejemplo –aseguró-, se envían los médicos que están disponibles en los Centros de Integración Comunitaria hacia el Hospital”.
“Habrá que ver ahora cómo se sigue soportando este situación porque cada vez es mayor la demanda y no se cuenta suficiente recursos humanos” dijo la dirigente, precisando que prioritariamente “necesitamos médicos clínicos para la guaria que es donde más falencias tenemos”.