Hijos, evasión y candidatura: indignación por los dichos del “Roña” Castro

Las declaraciones de Jorge “locomotora” Castro, el sábado por la noche en el programa PH “Podemos Hablar” que conduce Andy Kusnetzoff, no pasaron desapercibidas y lejos de quedar como anécdotas del “ex campeón”, lo pusieron en el centro de las críticas de los televidentes y en las redes sociales.
lunes, 10 de junio de 2019 · 22:52

El ex pugilista caletense, que supo ganar fama tanto arriba como abajo del ring – al punto que se lo mencionara como el “Maradona” del box – llevaba tiempo sin aparecer en medios nacionales.

El sábado, fue parte del variopinto grupo de invitados a PH; programa que fue lo mas visto de la TV del fin de semana. El rating del programa que por momentos alcanzó los 10 puntos (equivalente a mas de un millón de personas), estuvo sustentado en gran parte por las declaraciones del “Roña” que no dudó en revelar historias que no lo dejaron bien parado.

“Yo tengo 15 hijos, con la misma cosa mía, pero con distinta mujer”, arrancó el ex boxeador, sorprendiendo a Leo Sbaraglia, Noelia Marzol, Juan José Campanella, Dolores Barreiro y Rodrigo Mora.

Si bien el tema de sus hijos puede ser “jocoso” en el contexto de un programa de entretenimientos, la displicencia con la que Castro habló de su vida privada incomodó por momentos al conductor.

Violencia
En el inicio de PH contó que tiene 15 hijos –superando el récord de Diego Maradona y allí apeló a su ya conocido”Todos con la misma, pero con distinta mujer”.

Luego, en una de las tantas preguntas sobre coincidencias de los invitados, Locomotora recordó que tiempo atrás golpeó a un hombre en la vía pública, tras una discusión de tránsito.

Si bien se sabe que los boxeadores profesionales, no pueden utilizar sus puños fuera del ring dado que podrían ser sancionados; el presente del ex boxeador Castro parece haberle dado la “posibilidad” de usar la violencia para resolver un entredicho callejero.
Castro relató que en medio de un intercambio de palabras con un transeúnte, este le escupió el rostro. Sin poder reaccionar inmediatamente y ya que el semáforo lo obligaba a avanzar, el caletense optó por dar la vuelta a la manzana. Vale apuntar que de acuerdo a los datos que dio Locomotora, el hecho tuvo lugar en la zona del barrio de Constitución, en la bajada de la autopista a la altura de la avenida San Juan, un área muy transitada.

Fue allí que volvió a encontrar a la persona que lo había salivado, y optó por increparlo. De acuerdo a la versión de Castro, tras dejar el auto en plena avenida, se bajó, lo “encaró” pero el sujeto al que describió como “un gordo” lo anticipó y lo golpeó en el hombro. De todos modos, el ex boxeador, le aplicó varios golpes directos, que lo derribaron, y hubiera seguido de no haber mediado un “verdulero” que lo reconoció y le dijo “pará Roña, dejalo”.
Sorprendido por la violencia del relato, Andy trató de bajar el tono de la anécdota, y atinó a decir que no había que apelar a las agresiones para resolver problemas y discusiones, a lo que Castro dijo: “¿ Que querés que haga?, si me escupió la cara”.

Candidato K
Ante la fascinación que encontró tanto en el conductor como en el resto de los invitados, Locomotora optó por aumentar la intensidad de sus relatos. Allí habló tanto de sus finanzas como de su candidatura a diputado en una lista kirchnerista de la provincia de Buenos Aires.

“Fui a pelear a Estados Unidos y gané 100 mil dólares. El fisco me tenía que sacar el 30% y no quería pagarlo. Yo mismo me dije ‘qué le voy a dejar la plata a estos’. Así que puse los fajos de dólares adentro de la campera de mi hija y la llevé en brazos. Cuando pasé por seguridad, pasé tranquilo, pero a mi mujer le sonó la alarma. En medio de la revisión le preguntaron si estaba embarazada y ella se quedó ahí para que la revisaran”. Fue esta anécdota la que causó mas indignación en las redes, en donde comenzaron a acusarlo de diversas formas.

“El Roña Castro contando que usó a su hijita menor para pasar dólares sin declarar en la aduana …….. y @andykusnetzoff lo festeja. No se, fíjate”, “En TV esta noche contó como evadió 100.000 dólares en la aduana de USA se los “escondió en la espalda de su hijita” y cruzó la aduana al rato contó que se postula a diputado nacional con CFK. Sos honesto o sos kirchnerista”; “El Roña Castro le metió 15 hijos me imaginé que pasaba si o si primero”; “Cuando creíste que Maradona tiene muchos hijos perdidos por ahí, aparece el Roña Castro con 15 LPM”; “Roña castro diciendo que tiene 15 hijos, que con casi la mitad tiene nula relación y a dos de ellos no conoce y lo charlan con naturalidad y hasta con cierto grado humorístico Ah pero si una chica no desea ser madre es hija del diablo”; “Cuando vos tengas miedo de no llegar a fin de mes y alimentar a tus hijos acordate que el Roña Castro tiene 15 hijos con 6 mujeres distintas y sigue vivo”; “Imagínense al Roña Castro una navidad con todos sus hijos” y “Roña Castro superó en cantidad de hijos a las causas judiciales de CFK”, fueron algunos de los comentarios que circularon.

El “Roña, al estilo “Diego”
Al estilo de Diego Armando Maradona, el “Roña” habló de su familia y sus hijos, y también generó polémica.
“Mi ex mujer tenía dos hijos, y si la vaca es mía, los terneros también. Ellos eran Echeverría. Después con mi otra ex mujer pasó lo mismo. Ella tenía una nena a la que adopté. Tengo otra hija que no está reconocida, pero de la que me hice cargo. Ella ya es grande, tiene 24 años y se fue a vivir con la madre”, relató Castro y siguió diciendo ante la atenta mirada de los invitados.
“En otro momento, estuve viviendo en Génova (Italia), y ahí tengo un hijo. También tengo una hija paraguaya y a ninguno de los dos los conozco. En el caso de mi hija, a ella la tuvieron en Argentina y después se fueron a Paraguay. Nunca más la vi. Con mi hijo, pasó algo parecido. Cuando yo vivía en Italia, en invierno, más o menos en diciembre, me volví con la promesa de volver y nunca más lo hice, así que no lo conozco. No tengo conexión con las madres pero me gustaría saber de ellos. Me gustaría que me conocieran. Estuve averiguando y fue imposible”.