Puerto San Julián: violó cuarentena y tendrá que comprar insumos medicinales

Se trata de Isaac Giorgiovich, quien salió a pasear con su lujoso auto BMW sin respetar las estrictas restricciones que regían en ese momento, por lo cual fue interceptado en un control de las fuerzas de seguridad, hecho que derivó en un procesamiento penal y en el secuestro de su rodado.
martes, 16 de junio de 2020 · 17:31

Un vecino de Puerto San Julián tendrá que aportar insumos medicinales por un valor de 10 mil pesos al Hospital Zona de esa localidad, multa que le aplicó el Juzgado Federal de Caleta Olivia, por haber violado en el mes de marzo la Fase 1 de la cuarentena preventiva a COVID 19.

Se trata de Isaac Giorgiovich, quien salió a pasear con su lujoso auto BMW sin respetar las estrictas restricciones que regían en ese momento, por lo cual fue interceptado en un control de las fuerzas de seguridad, hecho que derivó en un procesamiento penal y en el secuestro de su rodado.

El imputado requirió el patrocinio del abogado particular de Caleta Olivia, Ismael Machuca, quien esta mañana asistió al Juzgado Federal donde se celebró la primera audiencia indagatoria virtual por una causa de este tipo.

La misma fue presidida por la jueza Marta Yáñez, hallándose también presente el fiscal Lucas Colla, en tanto que el imputado se conectó desde San Julián.

Al respecto, el defensor comentó que en función del Art.22 del Código Procesal Penal Federal, se logró un acuerdo, por el cual su cliente se comprometió a pagar una multa consistente en el aporte de insumos medicinales al Hospital Zonal de San Julián por un valor de 10 mil pesos.

Los mismos serán los que requieran las autoridades del nosocomio para atender las necesidades que demandan las medidas preventivas al COVID 19 y de esta manera se reparará el delito en que incurrió, restando ahora solo que la magistrada homologue el acuerdo alcanzado.

Machuca consideró conveniente aclarar que bajo ninguna circunstancia se entregará dinero en efecto para disipar cualquier tipo de dudas en este hecho punible que constituyó un atentado a la salud pública, pero ademá, se espera que la justicia ordene la restitución del vehículo a Giorgiovich.

Fuente: El Patagónico (Comodoro Rivadavia)