Un fiscal investiga una “violación en manada” ocurrida en Playa Unión en 2012

Sucedió en una fiesta privada. La víctima es de Madryn. Abrieron un legajo pero ahora la joven deberá ratificar la denuncia.
viernes, 25 de enero de 2019 · 09:13

El fiscal jefe de Rawson, Fernando Rivarola, inició en las últimas horas un legajo de investigación en relación al caso de la presunta “violación en manada” ocurrida en 2012 en Playa Unión, que en los últimos días fue denunciada por la víctima a través de las redes sociales.

Según pudo confirmar Jornada, el fiscal Rivarola logró identificar a la joven denunciante y verificar lo publicado en las redes sociales, y luego de ello dio inicio al legajo que estará supeditado ahora a una conversación con la víctima o con sus padres (o con ambos) para poner a disposición el Servicio de Asistencia a la Víctima del Delito (SAVD) para luego ver si quieren formalizar la denuncia.

Detalles

Hasta ayer, la Justicia de Chubut aguardaba una presentación formal de parte de la víctima de este caso de abuso sexual ocurrido en el balneario capitalino en el año 2012 y que por estos días tomó estado público a partir de publicaciones que se viralizaron en las redes sociales.

Más allá de la apertura del legajo, un paso importante para avanzar en la dilucidación del hecho, recién luego del contacto formal con la víctima se podrá avanzar en la investigación del caso.

El hecho se ha replicado en los últimos días a través del hashtag #LaManadaDeChubut. La publicación tiene como base el relato en primera persona de una joven que dice haber sufrido un abuso colectivo de parte de un grupo de varones en un encuentro realizado en septiembre de 2012 en una vivienda particular de la villa balnearia capitalina, en el marco de los tradicionales festejos por la Semana del Estudiante.

La denunciante, que en ese momento vivía en Puerto Madryn y tenía 16 años, incluyó en su acusación pública el nombre y apellido de todos los involucrados, y hasta incluye fotografías de los seis implicados, la mayoría de apellidos muy reconocidos en Trelew y Puerto Madryn. Por cuestiones legales y hasta que haya una denuncia formal, los medios están impedidos de reproducir los nombres de los acusados y de la víctima.

El relato que se viralizó tras ser copiado y pegado por miles de cuentas particulares de las redes sociales Twitter, Facebook e Instagram, da cuenta de la violación en Playa Unión pero también de un intento de suicidio en Puerto Madryn como consecuencia del shock que le causó el brutal ataque, en donde además habría sido atendida bajo el protocolo de atención a las víctimas de violencia sexual.

En la publicación también se denuncian otros episodios de y coerción a la víctima para que no denuncie el hecho por aquellos años. La joven relata que más allá de estar bajo tratamiento psicológico y psiquiátrico, hoy se siente contenida y dispuesta a contar lo ocurrido.

Posibilidad de accionar

El procurador general Jorge Miquelarena indicó ayer a Jornada que aún después de varios años las víctimas de hechos de abuso igualmente pueden denunciar lo ocurrido. “Tiene que haber una denuncia, no por las redes. La legislación prioriza el tema de la intimidad de la víctima, con excepción de que fuera una víctima menor de edad y denuncie otra persona, pero no sería el caso”, dijo Miquelarena.

Según relata la víctima, el hecho ocurrió hace seis años cuando ella tenía 16. Es decir, era menor al momento de la violación pero ahora tendría 22 años. Para la Justicia, la edad que cuenta en este caso es la de la víctima a la edad en que denuncia.

Tiempo

En cuanto al tiempo transcurrido desde que ocurrió el hecho, el procurador dijo que “no sería impedimento. Es más, es hasta común que se tomen tiempo para poder denunciarlo. Pero el impulso de la denuncia lo tienen que dar ellos, si no no podemos intervenir de oficio”, aclaró.

Se puede

“Con gusto lo investigaremos, pero tienen que venir a hacer la denuncia”, reiteró el titular del Ministerio Público Fiscal de Chubut.
De acuerdo a la legislación vigente la denuncia puede ser radicada por la víctima, o bien un tutor, guardador o representante legal. (Fuente: Diario Jornada)