"Mientras el país se hunde y se reclama la emergencia alimentaria nosotros seguimos abrazando a nuestros pibes"

En las instalaciones de la comuna, se llevó a cabo el acto correspondiente a la entrega de becas del Programa de Ayuda Comunal (PAESCO).
sábado, 7 de septiembre de 2019 · 11:41

Que fuera implementado hace ya cuatro años y que tiene como objetivo brindar un aporte económico que posibilite la igualdad a aquellos niños y jóvenes que estudian en los establecimientos de la localidad, universidades, y también a los jóvenes alojados en la residencia universitaria de Cañadón Seco.

El acto fue encabezado por el presidente de la Comisión de Fomento Jorge Marcelo Soloaga, soberanos, representantes y vecinos de la localidad. Leídas las resoluciones correspondientes, se desprende que son 181 los alumnos beneficiarios de este programa pertenecientes a nivel primario, secundario y universitario, el monto total del pago asciende a $ 596.700,00 para el segundo trimestre en materia escolar.

Dentro de éste programa se incluye Becas Excelencia para los abanderados del nivel primario y secundario, como también a quienes hayan sido elegidos en la Fiesta Anual del Deporte como deportistas del año.

Fiel a su estilo, el jefe comunal pronunció un encendido discurso expresando que: "hay que cobrarle a los que más tienen y poco o casi nada a los que menos tienen, esa es nuestra consigna"

"En las condiciones económicas que vive hoy Argentina, donde una mayoría eligió a una minoría, vaya paradoja en la historia de los pueblos, para que concentre más la riqueza y para que genere más pobreza, nosotros venimos con este recurso, con esta decisión que no es una dádiva culposa, que no es demagogia barata, no es palabrerío, es acto puro y pleno, es compromiso social e institucional de esta comuna de Cañadón Seco, es solidaridad institucional, una de las palabras más extraordinarias en el verbo de la acción individual y colectiva de la gente"

"este es el único lugar en Argentina donde hay un acto de éstas características, el aporte de una comuna para sus vecinos" No hay otro lugar que haga esto. No hay otro lugar que pague los haberes a los servidores públicos el último día hábil, a pesar de la crisis, a pesar del desastre social y la hecatombe económica en Argentina".