Tierra del Fuego: Del Corro pidió a la Justicia restricción de acercamiento para el legislador Trentino

La actual asesora Amanda Del Corro, amplió la denuncia penal en la Justicia por violencia de genero contra el legislador de FORJA, Emmanuel Trentino. Aunque aclaro “No fui agredida físicamente pero las violencias tienen muchos registros en el cuerpo”. Dijo sentirse “impactada” por la difusión que tuvo el hecho y dio a entender que no sería un hecho aislado de destrato.
jueves, 28 de octubre de 2021 · 12:09

 

En dialogo con Radio Provincia del Corro, manifestó que es asesora del legislador Emanuel Trentino desde que asumió la banca. También indico que la denuncia en primera instancia fue radicada en la Comisaría de Género y enviada al Juzgado Nº 3. 

En la entrevista con el programa Laberintos, Del Corro dijo que estas eran “sus primeras declaraciones públicas luego de la denuncia”, tras el “impacto” que le causó la difusión de la noticia durante el fin de semana . 

Ya fue citada a audiencia por el Fiscal Mayor Urquiza, y “hubo un largo tiempo de exposición. Encontré a un fiscal dispuesto a escucharme largamente. Yo pedí reserva de la ampliación de mi denuncia y no voy a dar detalles de eso”, señaló, por lo que hasta el momento solamente trascendió que el legislador le habría levantado la voz y habría dado un golpe de puño contra una puerta, cerca de donde se encontraba Del Corro, en medio de una reunión política el sábado 16 de octubre. 

Transcurrida casi una semana, decidió que por entender que era violencia de género debía realizar la denuncia penal. Del Corro concedió que “particularmente la política es un lugar de debate, de discusión, de intercambio de opiniones. Hemos tenido discusiones muy acaloradas, también en la Legislatura, en las comisiones y con alto nivel de voltaje con los invitados, pero jamás una discusión pasó los límites del respeto y mucho menos hubo violencia”. 

“Ahora entiendo profundamente a las mujeres en situación de violencia y nunca pensé que yo iba a ser sujeto de esa situación. La reacción no fue inmediata después de lo sucedido, porque a cualquier mujer le lleva un tiempo pensar en lo que pasó, hasta que tomé la decisión de que esto no se puede silenciar”, explicó sobre la demora en radicar la presentación. 

“Ese día me sostuve y salí tranquila del local, el problema es cuando uno queda a solas en la intimidad de la familia y por supuesto hubo un derrumbe. No fui agredida físicamente pero las violencias tienen muchos registros en el cuerpo. Primero hubo un aturdimiento por la situación, evalué si estaba dispuesta a esto que estoy viviendo ahora, y luego hice una consulta con el Dr. Santamaría por la confianza que tengo en él. Fue él quien me dijo que no se podía demorar más y fuimos a hacer la denuncia, que se radicó el viernes pasado”, relató del proceso previo a recurrir a la justicia. 

Como ex Ministra de Educación y ex legisladora reconoció que “hay una distancia muy grande entre lo que teorizamos, e incluso lo que legislamos, a encontrarse con una situación concreta”, y también advirtió que “esto podía entenderse como una discusión política o desentendimiento político”, por lo que hizo la consulta al abogado de su confianza. 

Como crítica al funcionamiento de las instituciones, indicó que “en la Comisaría de Género me atendió un policía varón, y me derivó a otro policía varón para tomar mi denuncia. No vi personal femenino en la comisaría de género. Más allá de que hay un avance, creo que tenemos un serio problema en las instituciones, donde se disponen los procedimientos y las formas. Por la experiencia vivida, hay mucho para hablar”, manifestó. 

Sin contacto pero con pedido de restricción Si bien Del Corro afirmó que “después de los hechos no hemos vuelto a tener contacto” con el legislador Trentino, informó que “en la ampliación de denuncia pedí medidas restrictivas”. 

Llamó la atención que afirmara desconocer su situación laboral actual, porque había trascendido el cese de su contrato como asesora, si bien nunca fue notificada. “Yo estaba con el legislador prácticamente desde que asumió, porque insistió en mi acompañamiento por mi experiencia y mi trayectoria en la Legislatura. Desde el principio había definido presidir la comisión de educación. Durante la pandemia continuamos trabajando vía Zoom y de a poco fuimos volviendo a una dinámica más normal. No podría decir cómo está mi situación, no tengo ninguna información formal, pero no volvería a mi lugar de trabajo. Como esto está en manos de la justicia, lo evaluaré en función de los acontecimientos. Hoy no puedo decir nada de mi situación laboral pero mi decisión personal es no volver”, dijo, y de hecho en toda la semana pasada no se presentó a su lugar de trabajo. Pese a que se insistió sobre algún detalle que ponga blanco sobre negro respecto de si se trata de violencia de género o presunta violencia laboral, se limitó a decir que “esta situación fue violenta, difícil, y pedí reserva sobre mis dichos y la ampliación que hice, así que no voy a dar detalles. Yo voy a ser respetuosa de los tiempos de la justicia”. 

“Nunca participé como militante en ninguna organización feminista ni algo que se le pareciera, pero esta es una conciencia que traigo en mi formación. Siendo legisladora discutimos la adhesión a la ley nacional, que finalmente se votó. Hay mucho silencio instalado, pero hay que hablar. En mi ejercicio docente he denunciado a un padre que violentaba a su hija hace muchos años. Siempre he tenido confianza en la justicia y la sigo sosteniendo. Tenemos que seguir por el camino de todas las instituciones que intervienen en estos casos”, concluyó Del Corro. 

 

Crónicas Fueguinas