De no creer: hombre murió atacado por una urraca

Los especialistas advierten que estas aves se vuelven más agresivas en primavera, debido a que se encuentran en periodo de reproducción. El trágico hecho ocurrió en Australia.
martes, 17 de septiembre de 2019 · 12:08

Un ciclista de 76 años murió en Australia después de ser sorprendido por una urraca, ave nativa que se vuelve agresiva en la primavera alrededor de la temporada de reproducción, y que al intentar atacar a la víctima, éste la esquivó chocó contra un poste y murió a las pocas horas en la localidad de Wollongong.

Fuentes policiales localoes indicaron que el hombre estaba montando su bicicleta en el parque Nicholson, cuando se desvió del camino para evitar una urraca y se estrelló contra un poste de la cerca, fue arrojado al suelo y sufrió heridas graves en la cabeza. El hombre fue trasladado en avión al Hospital St. George de Sydney y murió esa noche, dijo la policía.

La temporada en la que las urracas se zambullen para sorprender a potenciales enemigos ocurre cada año en todo el país en septiembre y octubre, durante la primavera de Australia. Este año, la temporada comenzó temprano después de un cálido invierno, según Seven News.

Las aves territoriales comienzan a reproducirse en agosto y a menudo se lanzan en picado para proteger a sus crías de las amenazas percibidas. Los visitantes de Australia pueden notar personas caminando con palos grandes, o ciclistas que usan cascos con una docena de bridas colocadas para que se levanten en el aire.

Las urracas miden algo más de 30 centímetros y pueden causar bastante daño con sus puntiagudos picos y ataques repentinos: el año pasado, un niño en Perth evitó por poco ser cegado por una urraca después de que se abalanzó y atacó su cara mientras se sentaba en un cochecito

En lo que va del año, ha habido 1.570 ataques en todo el país, resultando en 189 lesiones, según el sitio web de la comunidad Magpie Alert. El número probablemente aumentará: la temporada pasada, se registraron más de 3.000 ataques.

El mayor número de ataques reportados en lo que va del año se encuentra en la costa este de Australia, en Queensland, Nueva Gales del Sur y Victoria.

Las urracas son una especie nativa protegida en Australia y es ilegal matarlas o tomar sus huevos o polluelos. Los consejos locales actuarán si se informa que una de ellas es una amenaza real, de lo contrario, se insta a los residentes a mantenerse alejados de los árboles donde se sabe que se reproducen.

La Magpie Alert (alerta por urraca) advierte que las lesiones tienden a ocurrir cuando los ciclistas se caen de sus bicicletas durante un ataque, como el hombre de Wollongong. De todos los ataques reportados en el sitio, casi el 70% ocurrió mientras la gente andaba en bicicleta, el 22% ocurrió cuando la gente pasaba.

Para mantenerse a salvo durante la temporada de zambullidas, se aconseja a los ciclistas que bajen de su bicicleta durante un ataque y que mantengan la calma en lugar de agitarse, lo que puede parecer un comportamiento agresivo y provocar aún más a las aves. (Cronica.com.ar)