Variante Delta: las vacunas reducen el riesgo de contagio pero no lo neutralizan

Así lo indicó un estudio realizado por científicos británicos. "Nuestros hallazgos muestran que la vacunación por sí sola no es suficiente para evitar que las personas se infecten con la variante Delta y la propaguen en entornos domésticos", afirmó Ejit Lalvani, profesor del Imperial College de Londres.
jueves, 28 de octubre de 2021 · 14:19

Las vacunas contra el coronavirus reducen el riesgo de contagio contra la variante Delta, pero la infección puede seguir transmitiéndose entre los miembros que conviven en un mismo entorno aunque estén vacunados, reveló un estudio realizado por científicos británicos.

El informe indica que las vacunas siguen siendo muy eficaces para prevenir las enfermedades graves y las muertes por coronavirus. De igual modo, estudios sugieren que pueden ser menos eficaces contra la variante Delta, que actualmente es la cepa dominante en todo el mundo.

Según la revista médica The Lancet, que publicó un estudio realizado en el Reino Unido sobre 621 personas con infecciones leves por coronavirus, descubrió que los que recibieron dos dosis de la vacuna podían seguir transmitiendo la infección a los miembros de su hogar tanto vacunados como no vacunados.

El análisis reveló que el 25% de los contactos domésticos vacunados dieron positivo por coronavirus, en comparación con el 38% de los contactos domésticos no vacunados.

Las infecciones en las personas vacunadas desaparecieron más rápidamente que las de las personas no vacunadas, pero dieron lugar a un pico de carga viral, similar cuando las personas son más infecciosas, lo que probablemente explica por qué la variante Delta sigue siendo capaz de propagarse a pesar de la vacunación, dice el informe.

Según los autores del estudio, las personas que recibieron dos dosis de la vacuna, tienen un riesgo menor, aunque apreciable, de infectarse con la variante Delta en comparación con las personas no vacunadas. ?

Las personas vacunadas eliminan también la infección más rápidamente, pero el pico de carga viral es similar al observado en las personas no vacunadas, lo que puede explicar por qué todavía pueden transmitir el virus en entornos domésticos, según el estudio.

Ejit Lalvani, profesor del Imperial College de Londres y coautor del estudio, dijo que "las vacunas son fundamentales para controlar la pandemia, ya que sabemos que son muy eficaces para prevenir las enfermedades graves y la muerte".

"Sin embargo, nuestros hallazgos muestran que la vacunación por sí sola no es suficiente para evitar que las personas se infecten con la variante Delta y la propaguen en entornos domésticos", afirmó.

Además, dijo que la transmisión continua que están observando entre las personas vacunadas hace que sea esencial que los no vacunados lo hagan para protegerse de adquirir la infección y enfermarse gravemente, especialmente porque durante los meses de invierno la gente pasará más tiempo en el interior de sus casas.

"Descubrimos que la susceptibilidad a la infección aumentaba ya unos meses después de la segunda dosis de la vacuna, por lo que las personas que reúnen los requisitos para recibir vacunas de refuerzo contra la Covid-19 deberían recibirlas rápidamente", añadió.

Los autores instaron a las personas no vacunadas a que se vacunen para protegerse de la enfermedad grave, y a los que puedan recibir un refuerzo a que lo hagan tan pronto como se les ofrezca.

También piden que se sigan tomando medidas sociales y de salud pública para frenar la transmisión, incluso entre las personas vacunadas.