Una periodista “mal intencionada”

 

No nos caracterizamos por defender a periodistas o hacer periodismo de periodistas. Pero no podíamos evitar dejar pasar esta situación. Digo esto porque lo que van a leer les parecerá trillado y un lugar común. Pero en realidad no lo es.

 

lunes, 1 de abril de 2013 · 00:00

 

No nos caracterizamos por defender a periodistas o hacer periodismo de periodistas. Pero no podíamos evitar dejar pasar esta situación.  Digo esto porque lo que van a leer les parecerá trillado y un lugar común. Pero en realidad no lo es.

Para ser más directo- y sincero con los lectores-   me voy a dirigir a Usted señor gobernador.

Ayer dijo que la corresponsal del diario La Nación, (a quien conocemos personalmente) está “mal informada”, es “mal intencionada” y que busca sembrar “la crisis y el caos” porque “opera para que eso ocurra”.

Quizás le parezca obvio señor gobernador, pero usted es el mandatario provincial  y no puede criticar la labor de un periodista de acuerdo a sus publicaciones o cuando no le gusta el medio al cual representa. El periodismo no es un espejo al cual Usted puede mirarse y escuchar lo buena que es su gestión. Eso no es periodismo, es otra cosa.  Hay palabras que parece desconocer o se le olvidan: disenso, democracia, libertad de prensa, y sobretodo resposabilidad, algo que usted pidió a los empresarios de la pesca, y que ahora yo  se le pido.

Usted debe ser responsable  en todo ámbito, y no alcanza que sostenga que existe libertad de expresión en Santa Cruz para fundamentar sus dichos.

No alcanza gobernador, también esa libertar debe ejercerla y debe permitir que los periodistas la ejerzan.

Usted tiene poder,  y créame que no lo digo como si fuera una mala palabra. Tiene el poder que le otorgó la mayoría de la ciudadanía de la provincia de Santa Cruz a través del voto,  por lo cual, es legítima, valedera y necesaria.

La corresponsal del diario La Nación no busca  desestabilizarlo, que Usted renuncie  o que otro ocupe su lugar.

Gobernador, usted es un hombre inteligente.  Y quiero creer que no quiso coartar la libertad de esta corresponsal, a quien particularmente admiro. Quiero creer que se equivocó y  que por la situación actual, tropezó y cayó en una práctica peligrosa.

Lamentablemente  creo que no fue así. Es la segunda vez que la ataca directamente en un año. En el 2.011 la criticó porque publicó- en el marco del conflicto petrolero-  que una empresa no estaba produciendo. (Algo que fue corroborado por la propia empresa).

Gobernador le voy a ser sincero nuevamente. No me gustó lo que hizo y no se si está bien que le conteste. Pero Usted tiene poder, y  nosotros  solo tenemos la palabra.

Hace tan solo 40 días atrás y en el marco del Día del Periodista dijo: “Feliz día a todos los periodistas; feliz día a todos los que hacen el día a día y el transmitir lo que es importante para los santacruceños. Ustedes saben que nosotros tratamos en lo que al Gobernador depende, todos los actores políticos del gobierno de no imprimir censura ni orientación de las preguntas, ni de las noticias, ni de lo que se publica o no. Así que les deseo a todos muy feliz día y la consolidación de esta profesión que es tan digna y hace tanta falta en el sistema democrático de los argentinos y de los santacruceños”.

Por favor, dígame que no mintió.

Un integrante del El Diario Nuevo Día.