Catamarca: un abogado del foro local, preso como líder de una narcobanda

Cuatro personas quedaron detenidas. Secuestraron marihuana, cocaína y armas de fuego.
viernes, 20 de abril de 2018 · 09:15

Un operativo de control terminó con la desarticulación de una banda dedicada a la comercialización VIP de marihuana, cocaína y pastillas. El cabecilla del grupo fue identificado como Pablo Rivera, un abogado del foro local, que quedó detenido e incomunicado junto con tres jóvenes más, de entre 20 y 21 años. 

Fuentes consultadas indicaron que la Dirección de Drogas Peligrosas y la Agrupación VIII Catamarca de Gendarmería Nacional Argentina trabajaron de manera coordinada para concretar un importante despliegue de allanamientos en distintos domicilios, uno de éstos relacionado con el abogado. El juez federal Miguel Ángel Contreras autorizó las directivas. El punto de partida fue un operativo de control en la ruta nacional Nº 38, a la altura de la localidad de La Merced, en el departamento Paclín. En ese lugar, el martes por la noche, personal de Gendarmería inspeccionó una camioneta Fiat Strada gris, en la que viajaba Pablo Rivera de 45 años. Los gendarmes se ayudaron con perros especialmente entrenados para la detección de narcóticos. Tras la participación de los canes, los uniformados encontraron en el interior del rodado una gran cantidad de cocaína de máxima pureza, conocida como “alita de mosca”. Esta sustancia estaba oculta en la camioneta. A la vez, se hallaron un teléfono celular y una importante suma de dinero en efectivo y dólares estadounidenses.

Este operativo desencadenó una serie de allanamientos en la Capital, entre la misma noche del martes hasta las 8.30 de ayer. Tales procedimientos se concretaron en la esquina de las avenidas Güemes Oeste y Colón, donde los efectivos interceptaron un automóvil Renault Mégane, conducido por un joven de 21 años, e incautaron dosis de cocaína y de marihuana listas para comercializar, como así también cogollos de marihuana. Horas más tarde, se concretaron otros cinco allanamientos en distintos puntos de la Capital.

Tras irrumpir en viviendas y domicilios ubicados en las calles Gaspar Doncel al 1.300, Junín al 300, avenida Hipólito Yrigoyen al 1.500 –domicilio de un familiar directo de Rivera-, calle Santa Fe al 500 y en la calle Perú Oeste del barrio Calchaquí, el personal interviniente secuestró dos armas de fuego, un automóvil, una bicicleta Giant, dos notebook, siete teléfonos celulares, más de $24.000, U$S 100, tres balanzas de precisión, elementos de corte, dos gramos de picadura de cannabis sativa, 162 gramos de alita de mosca de alta pureza, grandes cantidades de recortes de nailon donde usaban para colocar las dosis y 1056 comprimidos de ansiolíticos.

Una vez culminados los operativos, Rivera y otros tres hombres más, de entre 19 y 21 años, quedaron detenidos e incomunicados. Los jóvenes fueron identificados como Gabriel Horacio Varela Cano, Gastón Exequiel Tassart y Fernando Hernán Burgos. Los cuatro fueron alojados en dependencias policiales a disposición de la Justicia Federal, desde donde se indicaron las medidas a adoptar.

De acuerdo con las pesquisas, los investigadores determinaron que esta banda estaría liderada por Rivera, a quien señalaron como el encargado de ingresar los estupefacientes que luego los jóvenes ahora detenidos comercializaban en un círculo selecto. La distribución de la droga se realizaría con la modalidad de delivery. Se estima que los principales clientes serían personas de un alto poder adquisitivo. Con los resultados de los operativos y la detención de los sospechosos, la narcobanda habría quedado totalmente desarticulada.

De litigar en casos resonantes a sospechoso

Pablo Rivera, el sospechoso de liderar la narcobanda VIP, es un abogado del foro local que si bien suele tener un perfil bajo, trabaja en la Dirección de Sumario del Ministerio de Educación de la Provincia y litigó en casos resonantes. Uno de ellos fue como abogado querellante por la muerte de Javier “Javito” Álvarez, ocurrida en enero de 2013. Rivera, junto con su colega Luis Tula, representaron la querella, constituida por Margarita Zar y por Miguel Álvarez, padre de “Javito”. El joven había fallecido en el marco de una pelea entre vecinos por viejas diferencias. Los Álvarez se enfrentaron con los Juárez; el saldo fue la muerte Javito, las lesiones de Álvarez (p) y una condena para los Juárez: Juan Carlos Juárez (h) fue condenado a la pena de tres años de prisión efectiva por el delito de "homicidio en estado de emoción violenta" y Juárez (p) fue hallado culpable en el delito de "lesiones graves" y fue condenado a dos años de prisión en suspenso; debió pagar a Álvarez (p) por la suma de $20.000, en concepto de indemnización.

El año pasado, defendió a Orlando Tula, acusado de matar a su padre Valentín Tula, en noviembre de 2016, en El Sauce, en inmediaciones de Ipizca, Ancasti. El hombre estaba imputado por el delito de “homicidio agravado por el vínculo”, que prevé una pena de prisión perpetua. Finalmente, Tula fue absuelto.

También es el abogado defensor de Jonathan Sánchez Pedraza, acusado por el delito de grooming. El caso fue elevado a juicio y en febrero, Rivera pidió la probation para su cliente. Ofreció $1.000 para evitar el juicio pero la probation fue negada. 

SECUESTRO

Tras el operativo en La Merced y los allanamientos, se secuestraron:

Cocaína de máxima pureza, conocida como "alita de mosca", gran cantidad de dosis de cocaína y marihuana listas para comercializar, trozos compactados con las sustancias mencionadas. 

Más de mil pastillas de distintos ansiolíticos.

Elementos de corte. 

Ocho teléfonos celulares. 

Una importante suma de dinero en efectivo y dólares estadounidenses;

Dos armas de fuego.

Tres balanzas de precisión.

Un automóvil.

Una bicicleta Giant.

Dos notebook.

Comentarios