Independiente goleó a Colón y volvió a la punta de la Liga Profesional de Fútbol

El "Rojo" venció al conjunto de Santa Fe con dos goles de Alan Soñora y uno de Roa. Con este resultado, Independiente volvió al primer puesto de la Liga Profesional de Fútbol.
sábado, 28 de agosto de 2021 · 22:39

 

No hay que bajarle el martillo a la sentencia de que Julio César Falcioni es un técnico de corte únicamente defensivo. Sin buscar en los archivos, el sábado por la noche le jugó a uno de los equipos con las ideas más claras con un 11 de Independiente pensado casi exclusivamente para lastimar el arco contrario. Un 4-2-3-1 con un doble cinco de juego, sin un volante natural de corte, y el equipo voló. Minimizó a Colón, convirtió esa zona clave en una de paso y encontró en los cuatro delanteros a piezas llenas de movimiento que hallaron muchísimos espacios ante un Sabalero con una defensa tan alta como desbordada. El partido fue partido hasta un par de jugadas puntuales que cambiaron el curso del juego en el primer tiempo.

Hasta el primer gol, si bien el local había tenido la pelota y las más claras, los de Domínguez también se animaban. De hecho, Sosa le había tapado un mano a mano bárbaro a Bernardi. A los 32’, Soñora le pegó de derecha y una floja respuesta de Burián, que pareció tirarse casi en cámara lenta, fue el 1-0.

El minuto que terminó por definir el partido

Pero el minuto fatal fue del 39 al 40 de ese primer tiempo. En una de las tantas veces que Colón quiso achicar, Romero habilitó bárbaro a Palacios, quien se iba solo pero recibió la infracción fuera del área. Como cortó una jugada manifiesta de gol, Mura se fue expulsado. Y en el tiro libre, otra vez Alan llegó al gol, esta vez con un zurdazo que se metió en un ángulo ante la mirada del 1 de Colón.

Colón, un equipo desconocido

Extrañamente, el Sabalero jamás fue ese equipo campeón que deslumbró en el primer semestre. Era otra linda chance, porque el que ganaba se convertía, al menos hasta hoy, en el único líder del campeonato. Aliendro perdió muchas pelotas, Castro casi no trascendió en el juego y Farías fue anulado. Y los laterales no pararon de sufrir. Para ser sinceros, el Rojo podría haberse ido al descanso por una diferencia mucho mayor a los dos goles. Palacios estuvo perfecto en la generación de espacios y desbordes, pero todo eso que generó no lo supo definir. Llegó siempre al fondo, pero no estuvo claro ene el último pase y hasta se perdió un gol insólito dentro del área chica por no querer pegarle de primera. Pero fue junto a Roa una daga externa, logrando que Silvio Romero pudiera bajar a intervenir en el circuito creativo de Independiente, que se recuperó rápido de la caída en Tucumán y se volvió a ilusionar con el título.

Tanto margen tuvo Falcioni en la noche del sábado, que hasta varios pibes del Rojo pudieron tener minutos para ir tomando ritmo de Primera. El local terminó en cancha con la juventud de Sosa Ugolini, Pozzo, Romero y Zarza. Este último caso hace un lindo gol, con un remate cruzado que terminó besando el palo derecho de Burián.

Ganó el Rojo jugando quizá su mejor partido del torneo y dejando sensaciones importantes. Se puso de pie rápidamente, encontró un funcionamiento acorde a un puntero y se relame con la chance de pelear a fondo una liga que no tiene un único candidato.

Olé