Detenidos por robar celular al cura en Ushuaia

La Policía de Tierra del Fuego recuperó en Ushuaia, el celular del sacerdote salesiano de la parroquia 'Nuestra Señora de la Merced', presbítero Miguel Echamendi; quien dio aviso a la fuerza de seguridad la sustracción de su móvil en el momento cuando se encontraba buscando mercadería para brindarles a dos personas mayores de edad identificadas como Fabián Ferreira (35) y Dalma Luque que se acercaron a la iglesia a pedir ayuda.
lunes, 31 de diciembre de 2018 · 10:32


Según el reporte policial, una pareja ingreso a la Parroquia de Nuestra Señora de la Merced, sito en la calle San Martín 966, para hablar con el padre de la Iglesia a pedir comida, diciéndole que no eran de acá y que hace días que llegaron a Ushuaia y eran oriundos de la ciudad de Rosario.
 

Ante éste caso, "el padre de la iglesia Miguel Echamendi los hizo pasar a su oficina para hacerle entrega de algunas mercaderías que los feligreses suelen llevar a la parroquia para aquellas personas o familias carenciadas, estas personas en un momento de la distracción del padre Miguel le sustrajeron el celular, para posterior retirarse del lugar, al ver el Padre el faltante del celular sospechando que podrían haber sido la pareja que había atendido hacia momento, dio aviso de inmediato al abonado 101 de la Central de Policía".


"Los que acudieron al lugar y ver a través de las cámaras de seguridad, sobre fisonomía y vestimenta de los autores del hecho, distribuidas las imágenes al personal policial de patrulla en sus celulares para dar con los autores, se los pudo localizar caminando por la San Martín a la personas involucradas por lo que se realizó la detención, dando aviso de inmediato al Fiscal de Turno, para dar la orden de requisa personal, con resultados positivos", detalló el informe de la policía provincial.
 

En el hecho, trabajaron Personal de la Comisaría Primera y Policía Científica quienes realizaron vistas fotográficas al aparato celular. Identificando a los dos delincuentes como Fabián Ferreira, de 35 años de edad y Dalma Luque, quienes en realidad son oriundos de la ciudad cordobesa de Carlos Paz y no de Rosario, como habían manifestado en la Iglesia.

Crónicas Fueguinas