Condenado con libertad condicional detenido por violencia de genero

Río Grande- Un condenado que se encontraba con libertad condicional identificado como Victor Ezequiel Perpetto fue detenido, luego de ser denunciado por su pareja por haberla agredido a golpes, ocacionandole heridas. 
miércoles, 15 de julio de 2020 · 12:16

 

 

 

Perpetto, quien cumple una condena de 4 años de cárcel, sentencia que fue dictada en noviembre de 2017. Estaba en libertad condicional y luego de la denuncia el juez en turno lo imputó por lesiones agravadas por el vínculo. 

 

Según informaron en cercanías a la Aduana de Río Grande una mujer fue asistida por presentar golpes con heridas sangrantes, debiendo ser derivada en una ambulancia a la guardia del Hospital Regional Rio Grande. 

 

La joven denunció que fue su pareja, Víctor Perpetto, quien la agredió físicamente. A partir de la denuncia formulada por la mujer, personal policial de la Comisaría Tercera hizo un rastrillaje en la zona y pudo identificar a “Witty” cuando salía de una gomería ubicada en calle Berta Webber. 

 

Allí fue detenido y puesto a disposición del Juez de Instrucción en turno, Daniel Cesari Hernández, quien lo imputo en una causa por lesiones agravadas por el vínculo. 

 

Lo de Perpetto es el segundo caso de un condenado que goza de libertad condicional que se ve envuelto en un caso penal. 

 

Durante el primer fin de semana de julio, Julio Esteban Juárez fue detenido por un robo cometido en una vivienda, donde se hizo pasar por integrante de la Policía Federal, hecho que cometió junto a otro cómplice: Emanuel Roth. 

 

Al momento del hecho, Juárez gozaba de libertad condicional, ya que cumple una condena de 5 años de prisión por robo y desde el 22 de mayo pasado estaba en libertad, beneficio concedido por el Juzgado de Ejecución, tras haber computado los dos tercios de la sentencia aplicada por el Tribunal de Juicio en lo Criminal. 

 

Antecedentes: En noviembre de 2017, Víctor Perpetto fue condenado por el Tribunal de Juicio en lo Criminal de Río Grande, junto a Franco Aguilera, Nélson Osorio y Cristian Padrón, por haber cometido el delito de robo doblemente agravado, por un hecho ocurrido el 6 enero de ese mismo año, en perjuicio de una mujer que se dedicaba a hacer masajes en su vivienda particular. 

 

El asalto sucedió en un departamento de calle Aeroposta de Chacra II. Aguilera fue identificado como quien concertó la cita de masajes haciéndose pasar como un falso cliente. En tanto Cristian Padrón y Víctor Perpetto fueron los dos asaltantes quienes, a cara cubierta y portando un arma de fuego, irrumpieron junto a Aguilera en el departamento, reduciendo a la víctima y a su hija. 

 

La víctima señaló que la amenazaban de muerte y golpeaban en la cabeza con lo que le parecía era el caño de un arma, la que no alcanzó a distinguir, pero hizo alusión varias veces a comentarios entre los mismos malvivientes que daban a entender que operaban con un arma de fuego. 

 

Nelson Osorio fue considerado el entregador del dato sobre la presunta venta de un terreno de parte de la víctima y la existencia de 700 mil pesos en efectivo, lo que finalmente fue un error. 

 

El Tribunal de Juicio condenó a Padrón a cumplir cinco años de prisión, mientras que Aguilera y Perpetto fueron condenados a cuatro años de prisión, al igual que Osorio, considerado partícipe primario del acto delictivo.

 

Crónicas Fueguinas