Sin vergüenza: El intendente Bodlovic se disculpó por vacunarse, pero dijo que no era delito

Lo hizo en la apertura de las sesiones legislativas del Concejo Deliberante de su localidad. Denunció haber sido eje de una campaña de desprestigio. Increíble.
sábado, 13 de marzo de 2021 · 00:50

A más de un mes de recibir la vacuna por adelantado, el intendente de Piedra Buena, Federico Bodlovic, habló por primera vez del escándalo que protagonizó junto a su familia y sus funcionarios cercanos, y justificó la aplicación de la vacuna como parte del trabajo que él y sus funcionarios realizan desde el primer día. “Si algún vecino de Comandante Luis Piedra Buena se sintió afectado, se sintió dolido, yo desde aquí le pido disculpas”, afirmó en el discurso inaugural de las sesiones del Concejo Deliberante.

“Venimos trabajando nosotros desde el día 1 de la pandemia, sin preguntar ni pedir ni exigir, cuando comenzó esta pandemia no sabíamos que iba a existir una vacuna. ¿Qué quiero decir con esto? Que nosotros venimos trabajando desde el 17 de marzo sin poner sobre la mesa el riesgo que corríamos día a día con nuestro trabajo en la pandemia”, justificó Bodlovic tras ser vacunado el 6 de febrero pasado junto a su esposa la jueza de Paz, Bernardita Manucci, su padre, su madre, el chofer y buena parte de los funcionarios de alto rango del municipio local.

Entre Piedra Buena y Gobernador Gregores - donde recibió la vacuna el diputado nacional Juan Benedicto Vázquez - en Santa Cruz hubo una veintena de vacunados que se adelantaron en la fila, todos funcionarios de alto rango de los municipios. No hubo renuncias ni sanciones, y las de Bodlovic, son las primeras palabras públicas de los vacunados que recibieron la dosis antes de turno, en su mayoría lo hicieron dentro de la categoría de “personal estratégico”.

En tanto que tampoco hubo avances visibles en las tres causas judiciales iniciadas en la provincia por este tema.

Bodlovic, abogado de profesión, se respaldó en los dichos del presidente Alberto Fernández al hablar de la vacunación por adelantado en forma irregular que recibió. “El presidente de la nación también ha dicho claramente que esta situación no es ningún delito como lo quieren plantear. Que un funcionario público se vacune no es ningún delito. Y ya lo ha dicho nuestro presidente que es un profesor de derecho de más de 30 años”, afirmó Bodlovic. Mientras hablaba, de telón de fondo, sonaban los bombos de vecinos y desocupados que durante la mañana se autoconvocaron en las afueras del palacio municipal, enojados por su actitud, para pedir la renuncia.

El intendente hizo punta en el tema de los vacunados VIP en Argentina, se vacunó el 6 de febrero junto a su esposa, el chofer del municipio, su padre el diputado provincial José Bodlovic y su esposa Elsa, ambos de 76 y 77 años respectivamente. Además de la familia cercana, también recibió la vacuna, Cesar Alarcón referente camporista y presidente del Concejo Deliberante de Piedra Buena que hoy lo acompañaba al intendente y varios funcionarios de alto rango del municipio en la apertura de las sesiones.

En su discurso afirmó que accedió a la vacuna luego de que la totalidad de los médicos, enfermeros personal de ambulancia y personal de limpieza del hospital local ya habían recibido la primera dosis y la segunda dosis. Sin embargo, fueron los 40 empleados administrativos no vacunados, quienes hicieron trascender que mientras ellos no recibían la vacuna, y estaban en el día a día trabajando en el hospital regional, sí lo hicieron Bodlovic y los funcionarios municipales.

Al trascender la situación, el Ministerio de Salud calificó a la situación de irregular y apartó del cargo al director del municipio de Piedra Buena y de Gobernador Gregores, en tanto que se sucedieron las marchas en la ciudad reclamando renuncias y disculpas.

“Yo soy un intendente que no tengo odio , no se odiar y me duelo que hagan campañas del odio con una comunidad porque yo como intendente puedo aguantar las distintas difamaciones pero mi comunidad no se lo merece”, afirmó ayer el intendente que cumple su segundo mandato frente al municipio, tras suceder a su padre quien gobernó durante cuatro períodos consecutivos, transformando al apellido en una verdadera casta política de feudo chico siempre dentro del kirchnerismo provincial.

El intendente aseguró “también hemos sido eco de una gran campaña de desprestigio como comunidad, como intendente como funcionarios de esta localidad” y aseguró que cuando se vacunó junto a sus funcionarios “lo hicimos pensando que estamos trabajando en esta pandemia desde el primer día y lo hacemos actuando de buena fe sin querer dañar la voluntad de nadie” y aclaró que su labor frente a la intendencia siempre fue en beneficio de la comunidad. Según informó esta mañana Bodlovic, en la localidad ya accedieron a las vacunas 800 personas.

Por su parte, el padre del intendente, José Bodlovic ayer participó de las sesiones de la legislatura provincial, en su carácter de diputado por Pueblo y fue elegido como miembro de la Sala Juzgadora que debe evaluar la conducta del gobernador, ministros y magistrados del Poder Judicial cuando son sometidos a juicio político. 

Mariela Arias – La Nación