Las Grutas con las playas a tope

La gran cantidad de público superó todas las expectativas, y provocó que los que llegaron sin reservas tuvieran problemas para encontrar un lugar para alojarse. Es que muchos hablan de un aluvión de turistas como el que hace tiempo no se vivía en el destino.
sábado, 1 de enero de 2022 · 23:37

“Colapsada” así está la villa turística, que despidió el 2021 y arrancó el nuevo año desbordante de público

Miles de personas disfrutan del comienzo de año en este balneario y despidieron ayer el 2021, a puro festejo y diversión.

La gran cantidad de público superó todas las expectativas, y provocó que los que llegaron sin reservas tuvieran problemas para encontrar un lugar para alojarse. Es que muchos hablan de un aluvión de turistas como el que hace tiempo no se vivía en el destino. E incluso anticipan que así será el resto de enero, sin las habituales ‘mesetas’ de otras temporadas, en las que después del boom de visitantes de fín de año había que esperar hasta el 7 de enero para volver a ver gente.

Las altas temperaturas también contribuyen a que los días estén perfectos para disfrutar de la playa. Sin embargo, tanto movimiento también tiene su lado b, porque en la mayoría de los barrios del balneario se está haciendo sentir la falta de presión de agua, mientras que en otros directamente se quedaron sin suministro (Ver recuadro).  Otro punto negativo es la distensión de las medidas sanitarias que todavía deben respetarse por la pandemia. Por caso, en la tercera bajada, donde la gente se reunió para disfrutar de un baile popular (este año no hubo espectáculo de pirotecnia) se vio a muy pocos respetando el distanciamiento obligatorio, o usando barbijo al estar en contacto con personas ajenas a sus burbujas.

Lo cierto es que miles de personas están llenando de movimiento la ciudad. El ingreso de gente comenzó a registrarse el miércoles, y ayer, para la despedida del 2021, ya era notable la presencia de turistas. Por eso, más allá de las playas repletas, por la noche la peatonal se llenó de brillo, y después del brindis la tercera bajada fue el escenario de una gran concentración de personas que bailaron al ritmo de la música y la animación de un dj, que suplió a los tradicionales fuegos que se arrojaban para recibir el año.  

Hoy, con más de 30ª de temperatura, las postales que mostró la playa también fueron inmejorables, y todos se volcaron a gozar del buen clima junto al mar, inaugurando los chapuzones del 2022.

También la ciudad desplegó toda la oferta que tendrá vigente a lo largo del verano, y los comercios gastronómicos, por caso, estuvieron muy concurridos, al igual que la tradicional feria de artesanos, que fue el recorrido obligado de los que pasearon por la costanera.

Se prevé que este ritmo vertiginoso siga marcando el pulso del resto de los días de enero. “Se completaron las reservas para todo el mes, prácticamente” contó Carlos Rivas, uno de los referentes de la asociación de extrahoteleros, que es la que nuclea a los dueños de departamentos y complejos.

Escasez de agua y cortes de luz

La gran afluencia de turistas, sin embargo, reactivó los problemas que suelen acompañar a la ciudad cuando quintuplica su cantidad de gente.

Es que, desde el miércoles 29, comenzó a registrarse baja presión en la red de agua. Esto provocó que muchos de los complejos y casas de alquiler con el correr de los días agotaran sus reservas, y, desde el 31, en varios lugares directamente escaseara el líquido.

Los barrios más afectados son Terraza al Mar, Bouchalaufquen, Playa Serena y también algunos puntos del centro, aunque en toda la villa se están registrando trastornos.

Además, el número que la guardia de emergencias que posee en la ciudad Aguas Rionegrinas (ARSA) hace días que no responde para recepcionar los reclamos, y, en fechas festivas, el 0800 tampoco resuelve rápido las gestiones.

Por otro lado, varios vecinos hablaron de la rotura de un caño maestro ubicado a una cuadra en dirección al mar del lugar en el que funcionaba la antigua terminal de micros. Y también de desbordes cloacales sobre calle colectora, frente el edificio de Edersa.

En relación a las fallas de agua Arsa negó que existieran falencias. “Pueden registrarse bajas de presión debido a la intensa demanda por la gran cantidad de gente y las altas temperaturas, pero no hay ninguna falla puntual, y tampoco recibimos reclamos” alegó hoy una alta fuente de la firma. Los dueños de departamentos, vecinos y visitantes, sin embargo, viven otra realidad.

Por último, la luz también comenzó a dar que hablar. Hoy, cerca de las 17.30, hubo un corte que impactó en varios puntos de Las Grutas. rionegro.com.ar