Es enfermero en Comodoro, tiene 36 años y estuvo en terapia por coronavirus: "Me estaba ahogando en vida"

Claudio Llancaleo trabaja hace tres años en el servicio de Emergencias de EMEC, en Comodoro. No fuma, no toma alcohol y hace ejercicios todos los días. A la semana de ser diagnosticado con Covid "me apareció la neumonía y me era imposible respirar". Una mujer le donó plasma y se recuperó. Este es su testimonio.
miércoles, 14 de octubre de 2020 · 21:27

"No tenía fuerza ni para tomar a mi hijo de 7 meses en brazos". Así resumió Claudio Llancaleo el proceso que atravesó desde que fue diagnosticado con coronavirus el pasado 9 de septiembre. 

Claudio es enfermero, oriundo de Chile y trabaja desde hace tres años en el Servicio de Emergencias de EMEC, en Comodoro. En su testimonio al Canal de ADNSUR, contó que no fuma, no toma y hace ejercicios diariamente. Pero aún así, a la semana de dar positivo "me apareció la neumonía y empecé con un proceso de dificultad respiratoria, aumento de la frecuencia cardíaca, aumento de la frecuencia respiratoria, cansancio".

Su historia, que tuvo un final feliz y se viralizó en varios países, es un llamado de atención. "Fueron muchos factores que me ayudaron pero hay mucha gente que no, que cae en terapia y fallece".

"La dificultad respiratoria apareció un viernes a las 9 de la mañana y a las 7 de la tarde me era imposible respirar. Solicité una ambulancia por la desesperación. En menos de 12 horas yo no podía respirar, me estaba ahogando en vida. Empezó todo el proceso de miedo, la incertidumbre de si vives o mueres", indicó ya desde su casa.

Fue atendido en Clínica del Valle y quedó internado en terapia intermedia: "Mis pulmones estaban comprometidos", dice luego de varios días en que -según relató- "no sabés si vas a volver".

Claudio finalmente se recuperó "porque una señora me donó el plasma. El martes la contactaron para ver si podía donar plasma, era la cuarta vez que ella donaba. A las 20 horas fue una evolución tremendamente positiva. A la semana ya estaba en mi casa. Fue un antes y un después". (ADNSUR)