La impunidad en Santa Cruz: Intendentes, policías, familiares y hasta militantes vacunados antes que personal de salud

Lo adelantó la pediatra Analía Constantini a Radio Nuevo Día sobre lo que también sucedió en Río Gallegos. Luego se conocieron los mismos casos en diferentes localidades de la provincia y el gobierno, que sabe y hacía la vista gorda, por lo menos tuvo que hablar. ¿Harán algo?
martes, 16 de febrero de 2021 · 10:50

Cuando el que rige las reglas es el mismo que las rompe, entonces hay pocas esperanzas de que algo cambie cuando todo funciona mal.

Y eso es lo que pasa en Santa Cruz, donde la corrupción llegó hasta en el tema más sensible: el cronograma de vacunación, que en esta primera y lenta etapa estaba dispuesto para personal de salud en Santa Cruz.

Sobre un total aproximado de ocho mil trabajadores, todavía no se llegó a vacunar a la mitad en toda la provincia, pero el fin de semana largo tuco la explosión de un escándalo que comenzó la semana pasada, cuando la doctora Analía Constantini contaba en Nuevo Día que no se pudo vacunar, pero que vio “personal de la administración pública en la fila”, que llegó a lograrlo antes que ella.

Constantini resaltó: "Otra de las cosas que me llamó muchísimo la atención es que vacunen en el hall del Hospital, con una cola que dura 3 o 4 horas, tampoco hay médicos presentes ni equipo de emergencia" y añadió: "No hay organización respecto del orden de vacunación, yo no logré vacunarme y veo en la cola a gente que no es personal de salud.

Por último detalló: "El sábado a la mañana cuando yo estaba de guardia y bajé a vacunarme y me dijeron que tenía que sacar número, pensé, esto no puede ser, es una negligencia y una mala praxis tremenda. 

Desde Caleta Olivia, el doctor Acuña Kunz también le dijo a Nuevo Día que él tampoco había logrado ser vacunado hasta el momento, a pesar de ser uno de los más expuestos.

Son sólo dos casos de injusticia, corrupción e impunidad en una provincia donde sigue valiendo todo para los que están metidos en la política, como el intendente de Piedra Buena, Federico Bodlovic, quien se vacunó e hizo vacunar a su mujer, su chofer y a su papá, el diputado.

Pero eso no fue todo, porque Nuevo Día fue el primer medio en contarte que también se vacunaron altos rangos de la policía y militantes, algo que también se habría repetido en localidades de la Cuenca Carbonífera y otras como Gobernador Gregores y Puerto Deseado.

A todo esto, un gobierno cómplice o incapaz de controlar lo que se hace en cada hospital con las pocas vacunas que llegan y deberían recibir los trabajadores de la salud primero y los mayores de 70 después, en primer término.

Y con  los antecedentes que tenemos en la provincia, uno puede pensar que no sólo es incapacidad para controlar, sino complicidad para que el poder político sigue haciendo lo que quiere en una provincia donde reina la impunidad.

“Todos sabemos cómo se utilizaba la vacuna, le informamos lo mismo a cada director de cada localidad, a cada responsable de la vacuna local y a la autoridad ejecutiva”, sostuvo la subsecretaria de Acceso y Equidad en Salud, Laura Beveraggi, en diálogo con FM Tiempo. La funcionaria de la gobernadora Alicia Kirchner advirtió: “Si después que uno se va de la localidad hacen esta revisión de datos para implementar la vacuna de otra manera, serán responsables. La forma de aplicar la vacuna es una. Había un instructivo y sabían que era así”.

“Ellos saben que es un recurso que viene escalonado, tienen una responsabilidad. Saben que es un recurso que viene racionalizado, que tanto trabajó la Argentina para la compra, por eso me parece totalmente desacertado manipular ese insumo con un criterio de epidemiológica local”, fustigó Laura Beveraggi. “No lo vamos a dejar pasar”, completó.

Santa Cruz tiene en su plan de vacunación a unas 124 mil personas. Se tienen que aplicar 248 mil dosis, de las cuales se implementaron 5 mil hacia el personal de Salud. En la llegaron 3 mil dosis más y durante el próximo fin de semana arribarán otras 4.600.

El 11 de enero pasado, el intendente de Piedrabuena resaltaba el desembarco de las dosis de la vacuna rusa para implementar la inmunización contra la COVID-19. “Llegó a la localidad la Vacuna Sputnik V para personal de Salud”, sostuvo Bodlovic desde sus cuentas de redes sociales. Finalmente, la estrategia de inmunización tuvo otro matiz.