Fue denunciado por filmar en secreto a una amiga de sus hijas y se suicidó tras el escrache

El hecho ocurrió el Rosario. El fotógrafo también había sido acusado por su ex pareja por violencia de género.
sábado, 10 de julio de 2021 · 13:27

 

Un fotógrafo rosarino fue hallado muerto luego de haber sido denunciado por grabar imágenes de una amiga de sus hijas sin su consentimiento mientras se bañaba. También había sido denunciado por violencia de género por su ex pareja.

El cuerpo del sujeto, de 60 años, fue encontrado en el interior de un automóvil en una playa de estacionamiento en el barrio La florida de esa ciudad. Aparentemente, se habría quitado la vida después de que la joven junto a las propias hijas salieran en distintos medios televisivos a denunciarlo.

Según señalaron el hombre filmó a decenas de quinceañeras desnudas bajo esta modalidad.

La investigación de la causa, a cargo de la fiscalía en turno, fue caratulada como muerte dudosa. Fuentes policiales revelaron que el cadáver no tenía signos de violencia ni heridas visibles. Fue trasladado al Instituto Médico Legal, para que se le practique la autopsia a fin de determinar las causas del deceso.

Según se desprende de la denuncia que hizo la chica, el sujeto escondió una cámara de video en el baño de su casa y la filmó en secreto mientras se duchaba. Incluso, en la imagen se ve cómo el fotógrafo coloca el dispositivo en un tacho de basura para no ser advertido.

“Trabajaba en su estudio como secretaria. Trabajé tanto tiempo ahí, que me hice amiga de sus hijas que trabajan junto a mí. Esa noche, fuimos a clase de zumba juntas. Cuando terminamos vine y me bañé en su casa. Cuando terminé de ducharme, vi en el tacho de basura algo que brillaba y me llamó la atención. Me acerqué y vi que era un cámara tipo GoPro que me grababa y apuntaba directo a la ducha”, relató la joven denunciante a Telefe Noticias.

Y siguió: “Le saqué la memoria y me la llevé conmigo. En ese momento, hice como si no hubiera pasado nada porque me daba miedo que se diera cuenta y se pusiera violento. Cuando llegué a mi casa, llamé a las hijas y les dije que tenía que contarles algo importante. Vinieron y les conté todo. Me apoyaron y después lo denuncié”.

Sin embargo, el hombre nunca estuvo imputado por la denuncia de la amiga de las hijas. El 24 de junio pasado se había realizado la audiencia imputativa a la cual el fotógrafo se presentó, pero la defensa pidió que se reprogramara.

Por otro lado, el fotógrafo había denunciado a su vez a sus hijas por el robo de distintas cámaras.

Luego del deceso y al trasladarse la investigación al Ministerio Público de la Acusación (MPA) se constató que el acusado, titular de un estudio fotográfico, tenía una denuncia por amenazas y violencia de género radicada por su ex pareja. A cargo del caso quedó la Unidad Fiscal de Delitos Contra la Integridad Sexual.

Fuente: La Capital y Telefe

Más de