Violencia de género: "Es mi mujer, ¿ustedes qué se meten?"

En Trelew juzgan a un sujeto que golpeaba a su pareja dentro del auto, luego de esconderle las zapatillas. Un taxista avisó a la Policía y se evitó que la situación pasara a mayores.

Escrito en REGIONALES el

El 19 de setiembre de 2020, a la 1.30, el imputado y su ex pareja se encontraban en el interior de un vehículo estacionado en calles 28 de julio y Edison de Trelew, cuando en determinado momento la mujer manifestó su deseo de retirarse a su domicilio, situación que tornó agresivo al inculpado, quien le quitó entonces las zapatillas y las colocó debajo del asiento del conductor. Luego, le torció las muñecas y sujetó de las manos diciéndole que no la dejaría ir.

Seguidamente el hombre la tomó del cuello, comenzando un forcejeo entre ambos. La víctima logró pasarse hacia los asientos traseros, para abrir una puerta del rodado y gritar pidiendo auxilio. Esto fue observado por un taxista que a su vez avisó a personal policial que se encontraba de patrullaje preventivo. Una vez constituídos en el lugar, los policías irrumpieron abriendo la puerta del automóvil en momentos en que el imputado se encontraba encima de la damnificada tomándola de los cabellos y propinándole golpes de puño en la cabeza.

Al ver a los uniformados, el sujeto les manifestó: “es mi mujer, ¿ustedes que se meten?”, a la vez que la joven intentaba defenderse arañándolo en distintas partes de su cuerpo. Finalmente los efectivos lograron liberar a la víctima y detuvieron al imputado, observando diversas heridas en diferentes partes del cuerpo de la mujer.

“LESIONES CALIFICADAS POR EL VINCULO”

Lo anterior es la descripción realizada este jueves por el fiscal Gustavo García Antón en la audiencia celebrada para establecer si el caso merecía ir a juicio. La calificación legal es la de lesiones leves calificadas por el vínculo y en el marco de violencia de género, de acuerdo a los artículos 92 en relación con el 80 inciso primero, Ley 26485 de violencia contra la mujer. El tribunal que se requiere es unipersonal debido a que la pretensión punitiva no superará los seis años de prisión.

La defensa ejercida por Angeles Nápoli no presentó objeciones respecto de la acusación, por lo que la Jueza Mirta Moreno dispuso la elevación a juicio oral de la causa, con la designación de un tribunal unipersonal y tal lo expresado en la acusación fiscal. Resolvió además extender la prohibición de acercamiento que tuvo su vigencia hasta el 4 de mayo último, hasta el momento de la realización del debate respectivo.